| Artículos | 21 MAY 2004

Propuesta de Microsoft: un nuevo SO cada cuatro años

Microsoft ha dado a conocer el calendario de lanzamiento de sus próximas versiones de sistema operativo, además de proporcionar más detalles sobre el esperado Longhorn. Sus responsables han revelado que, a partir de este momento, la compañía ha establecido que se lanzará una nueva versión de sistema operativo cada cuatro años, con una actualización intermedia, es decir, que llegará dos años después de cada lanzamiento.
Por tanto, la primera actualización de Windows Server 2003, llamada R2, estará disponible en el año 2005 y será compatible con Windows Server 2003. Entre sus características destaca la protección de red, llamada también cuarentena, que permite a un administrador de red evitar que los usuarios accedan remotamente a la red a menos que esté seguro de que el sistema tiene las protecciones antivirus y parches actualizados.
Esta característica, junto con el soporte para ID federados que también estará incluido en la versión R2, permitirá al sistema competir con los desarrollos que otros grandes jugadores del mercado como Sun Microsystems, Novell e IBM, están realizando en este sentido. En R2 también habrá soporte para oficinas remotas o sucursales, facilitando el despliegue de soporte a filiales y, según Microsoft, con un menor coste de administración. R2 utilizará la compartición de archivos y hará una replicación entre la sucursal y la oficina central. Todos los datos serán replicados y tendrán copia de seguridad en la ubicación central.

Y Longhorn al final llegará en 2007
En cuanto al próximo gran sistema operativo de la empresa de Bill Gates, el llamado Longhorn, éste está previsto que llegue al mercado en el año 2007, después de varios cambios realizados en la fecha de su lanzamiento. Este sistema operativo integrará la plataforma WinFX, lo que incluye Avalon para los gráficos de cliente, el sistema de archivos WinFS de nueva generación y el sistema de mensajería de servicios web Indigo. Además, incorporará una plataforma de gestión que aportará mejores características de scripting, soporte para el nuevo protocolo de Internet IPv6 y particionamiento dinámico, que permitirá a los administradores intercambiar procesadores sin interrumpir la labor de las aplicaciones que están en ejecución.
Por su parte, la versión para servidores de Longhorn estará disponible entre seis y doce meses después de la versión cliente. Además, Microsoft ya ha anunciado que este sistema operativo estará presente tanto para entornos de 32 bits como de 64 bits, con el fin de dar más opciones a sus clientes.
Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios