Innovación | Noticias | 03 OCT 2016

"Innovation Depot": el nuevo espacio de VASS para potenciar la innovación

Durante su primer año de funcionamiento, la consultora IT prevé impulsar una veintena de empresas de carácter tecnológico para potenciar la innovación colaborativa e idear nuevas soluciones
Oficinas VASS en Alcobendas
Claudia Ortiz-Tallo

Han transcurrido algo más de 17 años desde la creación de VASS y desde entonces, la consultora ha demostrado ser una compañía joven pero consolidada tanto desde el punto de vista financiero como humano. Eso justifica el lanzamiento de su nuevo proyecto denominado “Innovation Depot”, un espacio pensado específicamente para hacer coworking e idear soluciones con los clientes, stakeholders y la sociedad en general. Con esto, VASS pretende impulsar en su primer año de funcionamiento a 20 empresas de carácter tecnológico para, así, seguir potenciando la innovación colaborativa en las nuevas instalaciones a las que la compañía se trasladó este año.

Ha sido el caso de Clarive Software, empresa creada en 2013 y que se ha convertido en la tecnología de referencia dentro del mundo DevOps. De hecho, es el único software español posicionado en los cuadrantes de la empresa Gartner. Todo empezó con una charla en una cafetería entre Rodrigo González, CEO de Clarive, y Javier Latasa. A éste último le gustó tanto la idea que la compraron y crearon una sociedad conjunta.

Además de Clarive, existen otros 6 proyectos que están trabajando en el ‘Innovation Depot’ de VASS: J21 Consulting & Ventures, Asavie Technologies, Geopal, Allot Communications, Opanga Networks y iRiparo. Según Latasa, “no es un modelo cerrado sino abierto, se estudia caso a caso” ya que cada empresa o idea es un mundo. No distinguen entre fases, sino que depende del objetivo se hace una cosa u otra, así como simplemente financiarlas o comprarlas para VASS.

La innovación y el talento, sus dos señas de identidad

Esta consultora está formada por un grupo de empresas con más de 1200 personas, presente en 8 países y con una facturación de 90 millones de euros. Se definen como una compañía única en España ya que poseen capital español, compite con las grandes multinacionales del sector, es una empresa privada y además cuentan con un modelo de innovación que les hace diferente. Como empresa, ellos se dedican al negocio digital, ayudando a sus clientes a tres cosas: ser más grandes, ligeros y rápidos. “Hoy en día tu competencia pueden ser cuatro tíos en un garaje en cualquier parte del mundo”, interpreta Latasa.

Los pilares de su crecimiento son dos: la innovación y el talento. “La innovación no es tan solo algo importante para nosotros,  es que se nos va la vida en ello. O hacemos innovación o estamos muertos”, afirma Javier Latasa. Además, es una empresa que genera su propio talento. Al principio, el fundador no tenía dinero para contratar a profesionales experimentados por lo que se fue a buscar el talento en las universidades. Eso les ha hecho seguir un modelo singular ya que la gente se forma con ellos, además de marcar una gran diferencia con el resto del mercado. “Casi todo mi equipo directivo fue captado en las universidades, como Gonzalo Trillo, director de Innovación. Yo prefiero modelar la joya desde el principio en vez de contratarla desde el mercado”, explica el fundador.

Nuevas metas y propuestas

Para este 2016, la compañía tiene el reto de posicionarse como una de las mayores empresas del sector con un capital 100% español y su objetivo es el de alcanzar un volumen de negocio agregado de unos 90 millones de euros, lo que supondrá un crecimiento superior al 20% por segundo año consecutivo.

Estas metas forman parte del itinerario marcado por VASS para los próximos 5 años, denominado “Plan VASS@200”. Basado en la innovación, el crecimiento internacional, la mejora de la eficiencia y un modelo de operación global, la compañía pretende duplicar el tamaño de la empresa y alcanzar los 200 millones de facturación en 2020.

Según contaba Gonzalo Trillo, director de Innovación de VASS, la innovación interna tiene tres pilares. Por un lado, Ideas Vass, donde se realizan concursos entre los empleados para proponer ideas –tanto para el mercado como para la propia empresa. Por otro lado, Pizza Party, donde los empleados se reúnen para hablar de ideas que se les ha podido ocurrir o simplemente mejorar las que ya han presentado en el concurso. Y, por último, Thinking Room, lugar donde se sientan a pensar durante no más de 30 minutos. Las instalaciones están llenas de buzones y pizarras para que los propios empleados puedan aportar sus ideas. De esta manera, el departamento de innovación va recogiéndolas por si alguna pudiese ser interesante.

“La innovación es escuchar. Ha habido muchos proyectos que han tenido mucho éxito que han salido de un bar. Hay que estar muy atento para escuchar quién te puede proponer algo interesante. Es un proceso de escucha continuo. Por eso nuestra innovación se basa en 3 pilares: dentro (hacia nuestros empleados), fuera (ideas externas) y universidad”, concluyó Latasa. 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información