Movilidad | Noticias | 30 MAY 2016

Los chips de nueva generación Cortex-A73 de ARM, los más adecuados para el teléfono

Los nuevos diseños de las CPU y GPU de la compañía apuntan a una alta eficiencia y a un rendimiento sostenido.
procesador ARM
Stephen Lawson

ARM se ha dado cuenta de que probablemente estamos pasando mucho más tiempo con nuestro smartphone. La compañía que está detrás de la mayoría de procesadores móviles ha creado sus nuevos diseños de chips de nueva generación para proporcionar un alto rendimiento y una vida más larga de la batería. ARM anunció el CPU Cortex-A73 en el Computex de Taipei. Los chips basados en el diseño serán un poco más rápidos que sus predecesores pero según ARM, será una generación más enfocada a una mayor eficiencia.

Según Paul Teich, analista de Tirias Research, esto se adapta a lo que está ocurriendo actualmente con los teléfonos.  “Encontramos que tenemos suficiente potencia en nuestros smartphones”, comentó. Y con las pantallas cada vez más grandes como quieren los consumidores y teléfonos suficientemente delgados, el tamaño de la batería será el mismo durante un tiempo.

Lo que sí que sigue cambiando, según Teich, es cómo las personas utilizan sus teléfonos. Están jugando a juegos más exigentes, viendo más películas en los aviones y empezando a hacer algo de realidad virtual, lo que significa que están poniendo la pantalla para la prueba a sólo unos centímetros de sus ojos. No son los pequeños momentos de actividades como esperar a que se cargue una página web o luchar en una emboscada en un videojuego. Son las actividades en curso donde los usuarios necesitan una calidad de experiencia consistente. Por ejemplo, en actividades de muy corta distancia, como la realidad virtual, los usuarios son más sensibles a los retrasos y al tamaño del píxel, según explicó James Bruce, director de soluciones móviles de ARM. Los chips tienen que ser capaces alimentar estas aplicaciones si usar demasiada energía. Al final de una larga sesión visual o de juego, los usuarios aún deben poder hacer una llamada.

Los chips Cortex- A73 deben funcionar a su máxima velocidad durante largos periodos de tiempo, explicó ARM. La diferencia entre el pico y el rendimiento sostenido es mucho menor que en los últimos diseños de CPU de la compañía, los Cortex-A72. Los socios de ARM pueden producir CPU con diferentes números de núcleos según sus necesidades. El Cortex-A73 está dirigido a los smartphones de gama alta así como a otros menos potentes con precios sobre los 200 dólares, según explicó la compañía.

ARM también ha introducido un nuevo diseño GPU, el Mali-G71, basado en su próxima arquitectura de chips gráficos llamada Bifrost. Como el Cortex-A73, será más eficiente y estará diseñado para un rendimiento sostenido, explicó la compañía. También podría llevar a algunos dispositivos móviles a un nuevo nivel.

El Mali-G71 se puede construir con hasta 32 núcleos shader, los tipos de unidades de procesamiento que el software utiliza para dibujar objetos. Según explicó ARM, eso es el doble de lo que ofrecía su último chip de gráficos premium y supera a algunas de las GPU independientes utilizadas en ordenadores portátiles.

Bruce explicó que las versiones de gama alta del chip se podrían utilizar en cámaras, televisores, drones e incluso en cascos de realidad virtual, así como en teléfonos de gama alta. En el otro extremo, los que tienen sólo cuatro núcleos se podrían utilizar en teléfonos de baja resolución. Las nuevas CPU y GPU deben encontrar su lugar en los fabricantes de chips de productos SoC (system on chip) para los teléfonos que se suministren el próximo año.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información