Tecnología | Noticias | 27 FEB 2018

Huawei Matebook X Pro: grandes cualidades en un sorprendente diseño

El Matebook X Pro es un equipo que continua la tradición de Huawei en la gama de equipos ligeros y portátiles. El fabricante da un paso de gigante para alinearse a lo que demanda el mercado.
Huawei Matebook X Pro
Manuel Arenas (MWC2018)

Como cabía esperar, en esta nueva edición del MWC, Huawei no ha mostrado terminales móviles nuevos. El P20 se presentará en marzo, por lo que esta edición de la feria de movilidad por excelencia parecía que iba a pasar un tanto desapercibida de cara a la parte dedicada a consumo dentro de Huawei, la CBG o Consumer Business Group. De todos modos, Huawei mantuvo su cita con los medios para mostrar novedades en otros campos aparte del de los terminales móviles, como es el de las tabletas y los equipos portátiles ultraligeros.

El Matebook X Pro es un equipo que continua la tradición de Huawei en la gama de equipos ligeros y portátiles. Lo cierto es que Huawei no ha dejado pasar ningún detalle por alto a la hora de diseñar este equipo portátil con un diseño cuidado en la parte de la delgadez y los materiales empleados en su construcción, que es básicamente el aluminio con dos colores a elegir: el Mystic Silver (plata) y el Space Grey (gris).

El peso es un tanto elevado para lo que se estila en los convertibles, aunque sus 1,33 Kg están alineados con una tecnología que incluye una tarjeta gráfica discreta además de la integrada en el procesador. Concretamente una GeForce MX150 de NVIDIA con 2 GB de memoria GDDR5. Los procesadores son Core de octava generación, a elegir entre el Core i5-8250U o el Core i7-8550U. En ambos casos son procesadores de cuatro núcleos y ocho hilos, aunque el Core i5 con frecuencias de reloj más bajas.

La RAM puede ser de 8 GB o 16 GB dependiendo del modelo, de tipo LPDDR3. El almacenamiento es de 256 GB o 512 GB de tipo SSD NVMe con una pantalla de 13,9’’ con una relación “screen to body” del 91% y además táctil.

La conectividad contempla tanto sendos puertos USB-C que también sirven para cargar el equipo, que además cuenta con carga rápida (seis horas de autonomía con media hora de carga). Hay un puerto USB tipo A convencional y salida de auriculares. También hay en la parte inalámbrica conectividad 802.11ac con una configuración de antenas 2x2 y Bluetooth 4.1.

En el apartado multimedia, tiene cuatro altavoces y es compatible con Dolby ATMOS. La cámara frontal, al no haber sitio en el marco para su instalación, está escamoteada en una tecla, con función de pop-up, de modo que podemos activarla o desactivarla a voluntad. Es una solución interesante y original. El teclado está retroiluminado, con un touchpad de generosas dimensiones.

El botón de encendido tiene también sensor de huellas dactilares y la batería de 57,4 Whr está generosamente dimensionada, lo cual contribuye a que su peso sea algo mayor de lo esperado. El cargador USB-C puede cargar otros dispositivos gracias a tener diferentes perfiles de carga contemplados.

Los precios pueden variar de los 1499 del modelo más básico con procesador i5, 8 GB de memoria RAM y 256 de almacenamiento, hasta los 1899 euros del modelo con i7, 16 GB de RAM y 512 GB de SSD. Y son muy correctos a falta de una prueba de producto en la que se compruebe que el rendimiento y la funcionalidad responden a lo esperado a partir del anuncio oficial.

También tabletas MediaPad M5

El segundo lanzamiento fue el de las tabletas MediaPad M5 y M5 Pro con pantalla de cristal 2.5D con tamaños de 8,4’’ y 10,8’’ y una ligera curvatura para una mejor ergonomía en colores Champagne Gold y Space Grey. La resolución es 2K. Tienen dos altavoces en la versión de 8,4’’ y cuatro en la de 10,8’’ con tecnología de Harman Kardon y Huawei Histen. La apuesta por las funcionalidades multimedia son claras en la compañía. Los auriculares son compatibles con Hi-Res audio.

El procesador es el Kirin 960 con versión 8.0 para la capa de personalización EMUI. La batería es de 5.100 mAh para la tableta más pequeña y de 7.500 mAh para la más grande con Quick Charge. Las dos tabletas tienen modo de escritorio. Es interesante saber que existe un modelo Pro, con tamaño de 10,8’’ compatible con el M-Pen con hasta 4.096 niveles de presión. El M-Pen es opcional, así como la funda teclado para maximizar la experiencia de escritorio.

Los precios van de los 349€ del modelo más sencillo de 8,4’’, 4GB de RAM y 32GB de almacenamiento, a los 599€ del modelo Pro con 4GB, 128GB de almacenamiento y LTE.

Sin Always Connected PCs ni IA

Tuvimos ocasión de conversar con responsables de producto y marketing de Huawei, quienes nos confirmaron que no tienen pensado usar sus procesadores Kirin para diseñar PCs Windows con SoCs ARM, como ha hecho Qualcomm con el Snapdragon 835 y 845 en el futuro.

Lo que sí puede que veamos en un futuro son modelos Matebook con procesadores AMD Ryzen. Están evaluando esta posibilidad, aunque sin una confirmación firme. En cuanto a las tabletas, no hay funcionalidades de IA al llevar un procesador Kirin 960 en vez del 970. Las tabletas son una categoría de producto que ya no es tan popular como antaño, pero son interesantes en tanto en cuanto cumplen con una función interesante para ciertos perfiles de usuario.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios