Tendencias | Noticias | 05 FEB 2018

Las empresas europeas se ven inmaduras en el uso de analítica de datos

Sólo el 30% de las empresas en la región EMEA se ubica en niveles altos de madurez frente al 48% de las empresas de Asia-Pacífico.
datos
Nerea Bilbao

A pesar de que la analítica de datos es uno de los sectores por los que más están apostando los CIOs y cuyos beneficios para las corporaciones están de sobra demostrados, el grado de madurez es aún insuficiente.

Así lo revela el último informe elaborado por Gartner, que ha analizado cinco estadios relacionados con este segmento de mercado TI y en el que se especifica que el 91% de las compañías no ha alcanzado aún un nivel de madurez en uso de datos y analítica.

El 60% de los responsables de negocio sitúa sus empresas en los niveles más bajos. Resulta revelador que el 48% de las empresas de la región Asia Pacífico entrevistadas se ubiquen a sí mismas en los dos niveles más altos de madurez. Sólo el 30% de las empresas en EMEA se ve en estos niveles.

En este sentido y en términos de infraestructura, los despliegues en entornos 100% cloud pública suponen el 21-25% y los híbridos 26-32%. Los despliegues en entornos on-premise dominan con un 43-51%.

No hay una razón concreta que explique esta inmadurez; éstas varían dependiendo de las circunstancias geográficas, entre otros factores. Sin embargo la consultora identifica principalmente tres barreras: los problemas en la definición de una estrategia, en la forma de determinar cómo extraer valor de proyectos concretos y en la forma de resolver asuntos relacionados con el riesgo y la gobernanza.

“La mayoría de las organizaciones debería mejorar en datos y analítica, dados los beneficios potenciales”, ha declarado Nick Heudecker, vicepresidente de investigación en la consultora. Estos beneficios tienen que ver con el aumento de la agilidad, la mejora de la integración con socios y proveedores y una simplificación del uso de analítica predictiva y prescriptiva. “Esto se traduce en una diferenciación y ventaja competitiva”, ha concluido.

La forma de hacerlo requiere inversión, claro que no sólo en tecnología. “No demos por hecho que comprar nueva tecnología es esencial para alcanzar niveles de madurez transformacionales”, ha dicho el portavoz. “Primero debemos centrarnos en mejorar la coordinación entre la gente y los procesos dentro de las empresas y ya después ver cómo mejorar estas prácticas con socios externos a la empresa”, ha recomendado.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios