| Artículos | 07 MAY 2004

La ampliación de la UE, oportunidad y reto para el sector de TI

Los países entrantes se beneficiarán mucho más que los estados miembros
Fernando Muñoz.
El pasado 1 de mayo se hizo efectiva la ampliación más grande de la Unión Europea. Hasta ahora nunca se habían incorporado simultáneamente en la UE 10 estados. Pero, ¿hay motivo para tanta euforia? Si se tiene en cuenta un estudio realizado por Accenture, los directivos españoles señalan que la ampliación supone una importante oportunidad de negocio, mientras que el 33% no cree que conlleve un impacto real sobre su compañía en particular. Por su parte, un 14% la ampliación es una mezcla de oportunidad y riesgo.

La Unión Europea (UE) ha dado la bienvenida a 10 nuevos estados miembros (Polonia, República Checa, Hungría, Eslovaquia, Eslovenia, Lituania, Letonia, Estonia, y las islas de Chipre y Malta) el pasado 1 de mayo, en lo que se ha considerado la mayor ampliación de su historia. Aunque nadie ha ocultado los desafíos que el paso de una Europa de 15 a una de 25 plantea a cada socio, la gran mayoría de los directivos (91%) consultados por Accenture considera una importante oportunidad de negocio la ampliación de la UE. Los ejecutivos procedentes de los países candidatos a la adhesión se mostraron particularmente optimistas, ya que para el 38% de ellos la ampliación de la UE es una oportunidad de negocio principal. Para el 19% de los directivos españoles, la ampliación es una oportunidad de negocio importante, para el 14% es una mezcla de oportunidad y riesgo mientras que el 33% no cree que conlleve un impacto real sobre su compañía en particular. Los participantes en el estudio creen que los países candidatos a la adhesión saldrán más beneficiados que los estados miembros actuales. Así, para el 48% el crecimiento económico se hará más sólido en los países candidatos, mientras que sólo el 28% opina lo mismo sobre los miembros actuales. En el caso de los directivos españoles, esta cuestión asciende hasta el 90% –respecto al convencimiento que los países candidatos disfrutará de una crecimiento más rápido– y hasta el 43% que opina que el crecimiento será más sólido entre los países miembros actuales.
Finalmente, en el estudio de Accenture se recoge que la ampliación de la UE tendrá un “efecto de expansión” en la inversión directa extranjera. Para el 52% la ampliación promoverá nuevas inversiones y un 31% afirma, incluso, que el proceso de ampliación ya ha supuesto afluencias de capital y que éstas continuarán en el futuro. Sin embargo, sólo el 21% piensa que sus compañías invertirán nuevo capital. Para el 81% de los ejecutivos españoles el impacto de la inversión será limitado, otro 14% promoverá la inversión en los países candidatos y sólo el 5% ya ha realizado alguna inversión y piensa mantenerla en el futuro.

Mercado atractivo
Toda ampliación supone un aumento de la potencialidad, “aunque en este caso –indica Jacinto Canales, decano del Ilustre Colegio Profesional de ingenieros en Informática de Castilla León–, la potencialidad es mucho mayor en ratio de crecimiento que en volumen absoluto. Sin duda alguna, el nivel de vida de los ciudadanos aumentará y con ello la demanda de sistemas en el ámbito tecnológico, con lo cual se ofrece una buena oportunidad para vender o desarrollar sistemas en aquellos países”.
Pablo Romero, director de Marketing de Toshiba España, se muestra convencido de que “estos países experimentarán un importante desarrollo tecnológico, teniendo en cuenta que los objetivos que persiguen las políticas de la Unión Europea es la consecución de un similar desarrollo económico en todos los países que la conforman. Así, una vez dentro de la UE y gracias a la colaboración interestatal, estos países intensificarán su trabajo en favor de su modernización tecnológica y la extensión de la Sociedad de la Información entre sus ciudadanos”.
Además, factores como la privatización de su industria y el clima que se vive de crecimiento económico, así como una mano de obra deseosa de la llegada de empresas multinacionales, “han creado un escenario ideal para la expansión y crecimiento de fabricantes de soluciones tecnológicas”, indica Alfonso Royo, director general de BMC Software España y Portugal.
Pero, ¿qué tipo de soluciones o servicios tendrán en éstos países un mayor protagonismo?
Desde el punto de vista de la demanda, lo más importante será el hardware –indica Agustín Caballero, director de Outsourcing de TI de EDS España y Portugal–, mientras que desde el punto de vista de la oferta, al tener estos países unos salarios relativamente baratos, se incrementa su potencialidad de off-shore para el resto de Europa”.
Por su parte, Alfonso Royo, señala que “en los nuevos países que han entrado a formar parte de la UE, se espera que el software crezca de forma espectacular en un período a corto plazo. Además, se aprecia como el gasto que se realiza en software se localiza principalmente en compañías de tamaño medio”. En cuanto a los sectores, “las entidades financieras, las empresas de telecomunicaciones y los fabricantes “discretos” son los mayores inversores en software. Otros sectores como educación, agricultura y construcción registran las cifras de inversión más bajas. En la República Checa, Hungría y Polonia, la demanda se reparte en un mayor número de mercados verticales, que en el resto de esta región”, indica Royo.

Administración electrónica
Uno de los primeros desafíos en la agenda de obligaciones de los recién llegados es su adopción al plan de acción eEurope 2005. De esta forma, señala Jaime García, analista senior de IDC, “se abre una gran oportunidad para todos aquellos proveedores de TI en soluciones de e-goverment”. Aunque también es cierto, indica García, “que la proximidad cultural de los nuevos países con Alemania, Dinamarca o Finlandia nos hace ser algo pesimistas sobre las opciones de nuestro país”. Otro cambio se producirá en el área de compras de la Administración Pública que necesita de transparencia para cumplir con la normativa de la UE.
Para que este desarrollo se lleve a cabo, es imprescindible una infraestructura de telecomunicaciones que soporte el tráfico de la información. Según un estudio de Accenture, en los mercados de telecomunicaciones de los nuevos países de la UE, la rápida aceptación de la telefonía móvil no ha agotado aún el potencial de crecimiento entre los consumidores y los servicios B2B. Según Pyramid Research, los números de IP VPN (redes privadas virtuales basadas en el protocolo de Internet) en el Centro y Este de Europa experimentarán una tasa de crecimiento medio anual del 86% en el período de 2002-2007. Resulta significativo que el avance de este negocio en el mercado se está extendiendo más allá de las grandes compañías hasta llegar a las pequeñas y medianas empresas.

Todo son beneficios
La incorporación de 10 nuevos países a la Unión Europa, señala José Antonio Ramos, consejero delegado de Aqua eSolutions, “intensificará los flujos comerciales entre los países antiguos y los nuevos. El mercado potencial que genera la entrada de estos países supone aumentar el e

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios