Economía digital | Artículos | 01 MAY 1998

Ilustradores y diseñadores

Internet, un auxiliar de la creación
Piedad Bullón.

Que España está muy bien considerada en el mundo del dibujo y del diseño gráfico es bien sabido . Los dibujantes de cómics, caricaturas o carteles han tenido en nuestro país momentos de creatividad indiscutible . En cuanto a los diseñadores gráficos, antes conocidos por el noble nombre de grafistas, tienen hoy una presencia internacional muy visible y valorada en los concursos del ramo, aun cuando la dimensión de sus estudios es muy inferior a la de otros países .

Dibujantes y diseñadores gráficos se han enganchado a Internet por la funcionalidad del medio, y aunque sus necesidades son distintas, todos perciben la Red como una necesidad presente y como una fuente de inspiración futura . En apariencia, no se manifiesta entre ellos, todavía, la brecha que separa en Estados Unidos a los puristas del dibujo de los adictos al clip-art .

Dibujantes: una pizca de escepticismo

La vida de Enrique Ventura ( eventura@adam . es ) siempre ha estado relacionada con el dibujo y la ilustración . Sus trabajos para El Jueves y La Vanguardia son la parte más visible de su actividad como dibujante de prensa . Explica a iWorld que, para él, descubrir Internet fue una maravilla: sacar mucha información de la Red, comunicarse con todos y tener acceso a todo tipo de bases de datos . “Luego, la realidad no es tan bonita, aunque sigo estando a favor de Internet . Empecé gracias a que en El Jueves me encargaron una parodia de Independence Day, que no podía hacer porque la película no se había estrenado en España en la fecha prevista . Gracias a Internet pude ver todo lo que había en la Red, críticas y chistes, sobre la película . A raíz de esa experiencia me planteé conectarme, porque comprendí que era fácil amortizar la inversión . Aunque también me da muchos dolores de cabeza porque, como diría Murphy, en Internet está todo menos lo que estás buscando” .

Ventura usa Internet, ante todo, para captar imágenes que le permiten inspirarse en un paisaje o una situación, para ilustrar un chiste o una portada . “Mi manera de trabajar está en el punto medio entre la mano y el ordenador” . También usa intensamente el correo electrónico para enviar sus colaboraciones: “No sólo no se pierde calidad, sino que de esta manera estoy seguro de lo que mando . Si enviara mis ilustraciones en papel, no sabría cómo va a ser el resultado final, ¡ a saber como se interpretan los colores ! Con un escáner barato se consiguen 800 puntos por pulgada; normalmente la impresión de una revista requiere entre 300 y 400 puntos” . Y concluye: “la verdad es que estamos todavía en la época de la radio de galena . El futuro de Internet para nosotros es una virguería . La verdad es que si tuviera más tiempo libre lo emplearía para aprender a usar mejor la Red o para conocer otras tendencias, pero ahora no puedo porque el trabajo diario es muy absorbente . Todavía no tengo una página web por falta de tiempo y porque me gustaría hacerla bien . Algunos amigos, con una página web no demasiado costosa, han conseguido trabajos; aunque este no sería mi objetivo, porque de momento estoy saturado” .

Pedro Espinosa está satisfecho con los resultados obtenidos gracias a sus páginas en la Web ( www . virtualcom . es/aloja/paginas/espinosa . htm ) que le han procurado no pocos trabajos . Aun así, no esconde alguna reticencia frente a Internet . Sus caricaturas en la sección dominical El Burladero, del diario La Vanguardia, y la ilustración de enciclopedias le definen como un ilustrador en sentido amplio . De su primera frase para iWorld parece desprenderse un escepticismo que luego matizará: “creo que Internet está sobrevalorada por lo que tiene de novedad . Es posible que para otras profesiones sea muy importante, pero no tanto para la nuestra” .

“En mi caso –explica– me ha permitido trabajar más rápido sin desplazarme, lo que está muy bien en cierto sentido, pero también ha significado quedarme un mes encerrado en casa . Hay aspectos del trabajo que sin duda mejoran gracias a Internet, pero en cuestión de imágenes, digan lo que digan, todavía estamos en mantillas . Mientras la calidad de las imágenes y la lentitud no se solucionen, no me sirve de mucho” .

Curiosear en la Red lo que hacen otros profesionales e investigar sobre temas en los que está trabajando, son aspectos que Pedro Espinosa valora –pese a su escepticismo inicial– como los más interesantes para su trabajo . “Te das cuenta de que tienes al alcance de la mano información que de otro modo sería inaccesible . Por ejemplo, este año no he podido asistir al Festival de Angulema, pero he podido seguir su desarrollo gracias a Internet” .

“En líneas generales –dijo Espinosa– sigo trabajando a la antigua, y aunque no soy un forofo de Internet, tampoco lo rechazo . En todo caso, para mí el mayor problema reside en que muchos de mis dibujos necesitan gran capacidad de transmisión . Uno de los últimos, por ejemplo, ocupaba seis megas, pero mi servidor no me deja enviar más que dos . Por eso, el día que pueda enviar un dibujo con la calidad y la rapidez que necesito alucinaré, pero de momento soy más bien escéptico” .

Ilustradores y copyright

Distintos son los problemas de otros ilustradores . Por ejemplo, Jordi Corbera ( personal . redestb . es/corbera ) , que se especializa en ilustraciones de ciencias naturales y más concretamente de flora y fauna marina . Es, asimismo, coordinador de la revista en línea Scientia Marina . Desde que hace un par de años se enganchó a Internet –dice– la documentación y, sobre todo, la compra de libros son los dos aspectos más importantes que han mejorado en su trabajo profesional . Las publicaciones sobre su especialidad son muy escasas en España, y acceder a las que se publican fuera sería harto complicado de no existir Internet

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios