Economía digital | Artículos | 01 JUL 1997

Ozú contra Ozú: guerra de buscadores

www.ozu.com y www.ozu.es se enfrentan fuera de la Red
Alvaro Ibáñez.

Los usuarios españoles habituados a los buscadores se encontraron hace unos meses con la existencia de dos Ozú: www.ozu.com y www.ozu.com y www.ozu.es. En notas de prensa, páginas web y revistas (iWorld 5) ticia no hubiera pasado de ser un acontecimiento normal (un cambio de dominio para estar más cerca de España) si no fuera porque Enrique Aguilera, creador de Ozú (ozu.com) lanzó a los pocos días una nota informativa sobre el conflicto entre los dos buscadores y organizó una rueda de prensa para explicar la problemática.

Una historia conflictiva

Según la versión de Enrique Aguilera, en diciembre de 1995 él mismo comenzó a recopilar, desde Estados Unidos, punteros a sitios web españoles. Entre febrero y abril del 96, inspirado por buscadores tipo Yahoo, lanzo Ozú (.com) como índice en castellano dedicado a páginas con contenido en español. Ozú se identificaba como Admazing Inc., empresa propiedad al 50% de Enrique Aguilera y Marcos Enriquez (con sede en Daytona Beach). Aguilera, inventor de Ozú y creador del software de búsqueda, encargó uno de los primeros diseños y logotipos de Ozú por 100 dólares.

Durante este tiempo, AdverNet, S.L., empresa madrileña en la que trabajan familiares de Marcos Enriquez, comenzó con la comercialización de publicidad y promoción de ozu.com entre los usuarios españoles. Admazing y AdverNet se identificaban como "filiales" en sus páginas web. Pero el éxito comercial de Ozú, aunque se sitúa segundo entres los índices españoles, no fue el esperado. (Los problemas de su comercialización varían según las partes, que se acusan mutuamente de falta de apoyo.)

A partir de aquí empiezan los problemas: En mayo de 1996, AdverNet solicitó en España el registro de la marca Ozú (se le concedió en noviembre), y creó la comunidad de bienes Ozú C.B. A mediados del 96, Enrique Aguilera y AdverNet no llegaron a un acuerdo sobre Ozú y comenzó la confusión: Ozú C.B. solicitó el dominio español ozu.es, que finalmente apareció en la Web en febrero de 1997. Por su parte, Aguilera registró la empresa OzúCom, S.L. (Vitoria, septiembre 1996) y más adelante solicitó el dominio www.ozucom.es.

¿Cuál es la situacióna actual?

Echando u, como el logotipo (que ha perdido el muñeco de la letra o), y contenidos. Por otra parte, se considera actualmente que ozu.es está más completo y mejor mantenido, con más secciones y servicios que ozu.com. Aunque la base de ambos buscadores fue el mismo conjunto de páginas web en español, desde hace meses cada Ozú se actualiza de forma independiente y tiene como base un software distinto.

Los problemas personales entre los creadores y comercializadores de "los dos Ozú" han llegado a una situación extraña: Aguilera creó y puso en marcha Ozú con otros socios, pero no aseguró sus derechos de marca. AdverNet hizo un lavado de cara a Ozú y lo mejoró, promocionando este cambio en España, y se considera empresa propietaria de ambos Ozú por derechos de marca y por haber convertido Ozú en un servicio popular de Internet.

Parece claro que el caso acabará en manos de la justicia: Aguilera acusa públicamente a AdverNet de confundir sobre el nuevo buscador (con publicidad del tipo "nos hemos trasladado", en la época en que ozu.com y ozu.es no tenían nada que ver), de apropiarse de secretos industriales (el desarrolo original del software del buscador, ahora renovado) y de haber usado copias de seguridad y accesos ilegales a la máquina de ozu.com durante meses. AdverNet solicitó y consiguió los registros del logotipo y la marca Ozú en diversas caterogías del Registro de Marcas de España.

En este culebrón quedan muchas cosas por aclarar: por qué en la rueda de prensa Aguilera negó haber solicitado el registro www.ozucom.es y sin embargo en ES-NIC figura a su nombre (y para colmo apuntando durante mucho tiempo a Olé!, según Aguilera por "errores técnicos"). Tampoco quedan claros los cambios de diseño del logo de Ozú o los cruces (entre OzúCom y AdverNet) de oposiciones a los registros de marca de ambas partes. O lo que es válido en la documentación en parte incompleta (sin firmas o sellos) que AdverNet envió a los medios informativos. (Los responsables de AdverNet estaban presentes, curiosamente, en la rueda de prensa de OzúCom, demostrando la búsqueda de transparencia en el conflicto por parte de Aguilera.) En resumen: demasiadas cosas poco claras, excepto el gran enfrentamiento entre las partes. Lo curioso del caso (tal vez, cierto modo de "Justicia de la Red") es que, estando los dos Ozú en la Web, habrá tiempo de sobra para demostrar cuál es capaz de mejorar, evolucionar y prosperar como servicio y negocio.

Moraleja: si alguna vez usted crea algo interesante en Internet, asegure bien sus derechos, evite problemas internos en su empresa y así podrá salir en citado en los medios de comunicación por lo que haga... y no por los problemas legales que tenga.

Alvaro Ibáñez (alvy@idg.es)

DIRECCIONES DE INTERÉS
Imprimir Subir

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios