Tendencias
Chip
Empresa

“El negocio del futuro de la automoción podría elevarse hasta los 100.000 millones de dólares para 2030”

Así lo ha avanzado Qualcomm al señalar que su “cartera de proyectos” dedicada al sector automotriz ha crecido hasta los 30.000 millones, más de 10.000 millones desde que se anunciaran sus resultados del tercer trimestre, augurando una tendencia alcista.

Qualcomm

El diseñador de chips de origen estadounidense Qualcomm ha avanzado que su “cartera de proyectos” dedicada al sector automotriz ha crecido hasta alcanzar una cota de 30.000 millones de dólares. Una cifra al alza desde que se anunciaran los resultados del tercer trimestre de la compañía a finales del mes de julio; en total, el monto se vio incrementado en alrededor de 10.000 millones de dólares. Este salto al negocio del futuro ha sido posible gracias a su producto Snapdragon Digital Chassis, utilizado por los fabricantes de automóviles y sus proveedores. Así, según ha detallado la firma, este conjunto de plataformas conectadas puede proporcionar tecnología de conducción asistida y autónoma, así como infoentretenimiento en el coche y conectividad en la nube.

 

Oportunidad de negocio

En un contexto en el que los vehículos eléctricos y el aumento de las funciones autónomas en los coches son una realidad, el número de chips utilizados por los fabricantes de automóviles se ha visto incrementado. De esta forma el mercado de la automoción se ha perfilado como un área de crecimiento clave y estratégica para los diseñadores y fabricantes de chips. "Si pensamos en cada coche, en un vehículo de nivel inferior, tenemos una oportunidad de aproximadamente 200 dólares que se extiende hasta los 3.000 dólares en el nivel superior", ha asegurado Akash Palkhiwala, director financiero de Qualcomm. "En el futuro, la proporción seguirá desplazándose hacia el nivel alto, por lo que la oportunidad seguirá ampliándose".

Siguiendo esta misma línea, Qualcomm ha defendido que el tamaño del mercado de la automoción al que se dirige “podría alcanzar los 100.000 millones de dólares en 2030”. Y es que según los datos que ha facilitado la propia compañía y que ha recogido Reuters, en el año fiscal 2022 se estima que los ingresos de su negocio de automoción alcancen los 1.300 millones de dólares, frente a los 975 millones del año anterior. De cara al año fiscal del 2026, augura que aumentarán a más de 4.000 millones de dólares, mientras que en el 2031 lo harán hasta los 9.000 millones de dólares.

 

China, en el foco

Teniendo en cuenta las recientes tensiones entre Estados Unidos y China en materia de semiconductores, no es de extrañar que el foco se dirija en esta dirección. Así, al ser preguntados sobre el impacto de una normativa de exportación más amplia en Estados Unidos, el consejero delegado de la compañía, Cristiano Amon, afirmó que "las asociaciones sólidas y beneficiosas entre las empresas estadounidenses y las chinas siempre serán una fuerza de estabilidad". "Pero ya veremos lo que nos depara el futuro", concluyó.



TE PUEDE INTERESAR...

Contenido Destacado

Webinar Ondemand

Especial Sanidad

Communications Platform for Business

Black Friday Checklist Infobip

Be Data Ready

Partnerzones



Registro:

Eventos:

 

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research