Entrevista
ENTREVISTAS
Startups
Emprendedores
MIT

"Los emprendedores no tememos a la crisis, la crisis debería temernos a nosotros"

¿Cómo se enseña a emprender? En entrevista con ComputerWorld, el 'gurú del emprendimiento' Bill Aulet, director del Martin Trust Center del MIT, insiste en que no hay un 'gen emprendedor' y comparte las claves para aprender a serlo de forma exitosa.

bill aulet director del martin trust center del mit
Bill Aulet, director del Martin Trust Center del MIT.

En pleno barrio de Suanzes se erige un edificio de 5.000 metros cuadrados, un oasis de innovación en Madrid llamado TheCube que funciona como un ecosistema de creación de startups y proyectos tecnológicos. Sus instalaciones modernas y espacios de coworking y networking son el escenario ideal para recibir a quien se le considera como el ‘gurú del emprendimiento’, el estadounidense Bill Aulet, director del Martin Trust Center del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Si Aulet parece el típico profesor de una escuela de negocios, es porque lo es (ambos, profesor y empresario). Tras una exitosa carrera de 25 años en el sector privado, donde destaca su paso por IBM y la creación de tres empresas -se podría decir que es un ‘emprendedor en serie’-, desde 2009 lidera el centro dedicado a la enseñanza del emprendimiento del MIT y desde 2017 es profesor de la práctica en el MIT Sloan (escuela de negocios de la universidad).

Sus méritos son muchos: en 2013 publicó su best seller “La disciplina de emprender” y en 2017 su secuela, “El workbook de la disciplina de emprender”; es miembro de las juntas directivas de Mitek Systems, empresa de software de verificación de identidad, y XL Hybrids, que desarrolla y publica tecnología de conversión híbrida-eléctrica para vehículos; es profesor visitante de la Universidad de Strathclyde en Escocia; y ha sido destacado y premiado como educador por diversas entidades.

Aulet no pierde el tiempo, y en su paso por España para celebrar un año más de su colaboración con TheCube, aprovechó para firmar un acuerdo con MIOTI, una escuela de tecnología aplicada a los negocios que, a partir de ahora, contará con la participación de profesores del MIT y el Martin Trust Center. "Cuando miramos a nuestro alrededor, el emprendimiento se ha convertido en un fenómeno global y para nosotros quedarnos en Boston o Estados Unidos no sería suficiente. Por eso buscamos trabajar con líderes de opinión alrededor del mundo, como TheCube o MIOTI. Funcionamos en Boston, pero queremos asegurarnos que no estamos en un silo por nuestra cuenta, porque las buenas ideas no están confinadas en un solo país y sino (te expandes) no tienes impacto", dice sobre la alianza.

 

"Todos somos emprendedores, no hay una disposición genética. No es naturaleza, es educación"

 

 

El espíritu emprendedor consiste en encontrar formas diferentes de resolver los mismos problemas de siempre, hay que ser creativo e innovador. ¿Cómo se enseña la creatividad, cómo se enseña el espíritu empresarial?

El emprendimiento ha existido desde siempre, es cómo los humanos sobrevivieron. Crearon cosas, intercambiaron cosas, proveyeron servicios para otras personas. Todo humano es emprendedor. La pregunta es cómo sacamos eso de ellos en un mundo en el que se hace necesario sacarlo a la fuerza, donde es normal no ser emprendedor. 

Sabemos que podemos enseñarle a la gente a ser mejores emprendedores. Sin embargo, no es una ciencia, es un oficio donde hay que enseñar los primeros principios y luego ayudarles en un modelo de aprendices cómo se aplican. Así es cómo lo hacemos, creemos que es imperativo con el mundo cambiando tan rápido como lo hace. Lo que funcionó hace tres años ya no funciona y lo que funciona hoy no necesariamente lo hará de aquí a un año. Tenemos que estar constantemente evolucionando en lo que estamos haciendo y eso es lo que hacen también los emprendedores. Entonces, la creatividad que les enseñamos es cómo abrazas el cambio para continuar creciendo. Empieza con el corazón, que es el espíritu. Luego tienes que tener el conocimiento, que es la cabeza. Después tienes que saber hacerlo, que es la mano, el oficio. Y finalmente, para ser exitoso como emprendedor tienes que ser parte de una comunidad, de un hogar. Esas son las cuatro H de las que hablamos (heart, head, hand, home), para ayudar a la gente a ser emprendedores exitosos, para capturar la creatividad de la que hablas, no solo para un punto en el tiempo. El emprendimiento es sobre el cambio, sobre hacer siempre algo distinto. 

 

¿Cuáles son las habilidades que se pueden enseñar para ser un empresario exitoso?

Empieza con la mentalidad, con el corazón, tienen que pensar que pueden hacerlo. Entonces sacamos eso a relucir, les damos la confianza. Una vez que les damos la confianza, les enseñamos principios probados en el tiempo que dicen que antes de comenzar a solucionar el problema, hay que entender quién tiene ese problema y qué es realmente ese problema. Muy a menudo comenzamos a resolver problemas antes de que pasemos suficiente tiempo realmente entendiendo cuál es el problema. No solo desde un punto vista analítico, sino que también desde uno psicológico, desde uno conductual. Tratamos con humanos, hay que tener un profundo entendimiento de eso. Esto es lo que algunos llamarían investigación etnográfica o estudio de mercado primario. Tienes que empezar con cómo hacer un estudio de mercado primario, cómo estudiar cuál es el problema que hay que solucionar. 

Como solía decir un compañero mío, Bengt Holmstrom, mucho de lo que hacemos en educación es hacer que la gente se haga las preguntas correctas. Y si las haces, podrás averiguar cuál es la solución. Creo que fue Einstein quien dijo que si tuviera un día para resolver los problemas del mundo, pasaría las primeras 23 horas averiguando cuál exactamente es el problema correcto y la última hora, resolviéndolo.

 

"Muy a menudo comenzamos a resolver problemas antes de que pasemos suficiente tiempo realmente entendiendo cuál es el problema"

 

¿Y cuáles son las habilidades que no se pueden enseñar?

Lo hemos estudiado y no hay un gen. Todos nacemos emprendedores. Creo que si la gente es demasiado egocéntrica, no serán buenos emprendedores, porque el emprendimiento es sobre ceder. Es muy egocéntrico no ceder en tus ideas y no serás un emprendedor exitoso, porque nunca ha habido una idea de una compañía que no ha tenido fallas que han debido de ser arregladas. El peor consejo que la gente le da a los emprendedores es el de nunca rendirse, pero tienes que rendirte todo el tiempo, porque tratas de averiguar qué es lo correcto. La gente dice que tienes que ser alguien a quien le guste correr riesgos. No es así. Aprendes cómo correr riesgos, riesgos informados, y puedes enseñarle a la gente a tomar riesgos informados. Todos somos emprendedores, no hay una disposición genética, hemos hecho los estudios. No es naturaleza, es educación.

 

Existe la idea tradicional de que los emprendedores son personas procedentes de escuelas de negocios. Pero cada vez con más frecuencia hay personas de otros ámbitos que se dedican al emprendimiento y a las startups (como médicos, desarrolladores, profesores, etc.). Entonces, ¿cómo podemos asegurarnos de que estas personas estén preparadas para triunfar y que el éxito no se limite únicamente a los empresarios?

Si ves en Estados Unidos, los emprendedores eran hombres blancos. Pero ahora más del 50% de nuestras CEO son mujeres y el 50% de la gente que participa (en nuestros programas) son mujeres. El emprendimiento inclusivo es muy importante y nosotros como sociedad no hemos hecho un buen trabajo en este punto, de decir que todos podemos ser emprendedores. 

Tienes que tener ejemplos. Si la gente no los tiene, no serán emprendedores. Volvemos al punto anterior, empieza en el corazón, creo que puedo ser emprendedor, quiero ser un emprendedor. ¿Y cómo voy a creer que puedo ser emprendedor si no hay ejemplos de ello? Por eso el emprendimiento crece exponencialmente. La gente en el MIT no es más lista que en CalTech, pero tienen más modelos a seguir. Y los científicos del comportamiento te dirán que lo primero que influye en una persona son las personas que están a su alrededor. Lo que hacemos es tratar de dar ejemplos de emprendimiento en todas las áreas, con todo tipo de personas. Lo llamamos emprendimiento inclusivo. La idea de que un emprendedor es un experto en tecnología financiado por startups de Silicon Valley como lo ves en Mark Zuckerberg o Steve Jobs, eso no es lo que necesitamos como sociedad. Si eso es todo lo que tenemos, estamos en grandes problemas. 

 

"No te creas todo lo que muestran las películas, haz el trabajo y la tasa de éxito será mucho más alta. No serás exitoso hasta que entres al juego"

 

¿Cómo ven desde el Martin Trust Center la recesión económica que se anuncia? ¿Será un duro golpe para los emprendedores?

No nos está afectando ni un poco. No está afectando a Alberto aquí en TheCube, ni a MIOTI. La gente que controla su propio destino son emprendedores y hay estudios que muestran que las grandes empresas comienzan más frecuentemente en ciclos descendientes que ascendientes. Cuando hay mucho dinero dando vueltas, la gente piensa que es bueno para los emprendedores. No lo es, porque los emprendedores tienen que desarrollar músculos para poder lidiar con la falta de recursos. Y si pueden sobrevivir a eso, desarrollan músculos, y cuando la economía se recupera, prosperan en ese entorno. Hay un dicho: cuanto más oscura es la noche, más brillan las estrellas. Cuando los tiempos son difíciles, los emprendedores brillan más fuerte. No tememos las recesiones, no sobrevivimos en las recesiones, los emprendedores prosperamos en las recesiones. 

Los emprendedores prosperan cuando hay cambio, cuando hay desafíos, cuando se necesitan nuevas soluciones. Y para el cambio se necesitan crisis. Alguien dijo, nunca dejes que una buena crisis se desperdicie. Entonces los emprendedores no tememos a la crisis, la crisis debería temernos a nosotros. 

 

Tu mejor consejo para un emprendedor novato.

Consigue un equipo. El emprendimiento no es un deporte individual, es un deporte en equipo. Encuentra a tus almas gemelas emprendedoras. Júntate con ellas y desarrollen una visión común de hacia dónde van. Eso no es solo gente que te caiga bien, no es solo gente que sea similar a ti, deberían ser diferentes a ti. Si vas a hacer un equipo de fútbol necesitas distintas capacidades. Encuentra a esas personas que tengan el deseo compartido de construir una gran empresa y luego entra en un proceso disciplinado de cómo lo harán. No te creas todo lo que muestran las películas, haz el trabajo y la tasa de éxito será mucho más alta de lo que te diga la gente. No serás exitoso hasta que entres al juego.



Contenidos Patrocinados

Especial Sanidad

Communications Platform for Business

SMS fraude falso Soluciones

Acelera tu Transformación Digital

Be Data Ready

Metallic

Partnerzones



Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research

Registro:

Eventos: