Tecnología | Noticias | 13 JUN 2007

El grupo Schneider escinde MGE Office Protection Systems tras la compra de APC

En los últimos meses una noticia sorprendía a propios y extraños en el mundo de los SAI. Los que presumían ser los dos primeros jugadores mundiales de este negocio, APC y MGE, iban a pasar a formar una sola compañía. Sin embargo, el alto porcentaje de cuota de mercado que las firmas iban a ostentar en muchos países, entre ellos España, hace que esta unión no sea viable a no ser que parte del negocio global quede fuera. Pues bien, esto es lo que ha pasado, dando como resultado la llegada al mercado de una nueva firma, MGE Office Protection Systems. Para conocer más detalles, hemos conversado con Narcís Tarrés, director de canal de distribución de Informática de la recién creada MGE OPS.
Silvia Hernández
Hasta hace poco el mercado de SAI a nivel mundial contaba con dos jugadores principales: APC y MGE. Dos fabricantes que, en el caso de España, reunían más del 50 por ciento de la cuota total del mercado de SAI. Precisamente por este liderazgo resultaba todavía más sorprendente la noticia de que el grupo Schneider Electric, propietario de MGE, adquiría también a APC. “APC tenía una implantación mundial mayor que tenia MGE UPS SYSTEMS por lo que así, Schneider, tras adquirir APC podrá crecer más rápido que el mercado”, explica Narcís Tarrés.

Un spin-off necesario
Una vez anunciada la compra, el mercado europeo supuso un grave conflicto, ya que no sólo en España estas dos compañías aglutinaban más del 50 por ciento de la cuota de mercado. “En el resto de mercados no hubo ningún problema, ya que no se creaba situación de monopolio en ninguno de los demás continentes. En el caso de Europa, para solucionarlo se tenían que crear dos empresas diferentes”. En este sentido una de las empresas será APC-MGE y la otra compañía será MGE OPS (Office Protection System), que será la compañía que agrupe los SAI monofásicos y las soluciones de protección contra sobretensiones de MGE UPS SYSTEMS, que se ha vuelto independiente después de la adquisición de APC por parte de Schneider Electric, la accionista mayoritaria de MGE UPS SYSTEMS.

Respecto a la posible confusión que se podría crear en el mercado al contar con dos empresas MGE, Narcís Tarrés explica que “no podíamos eliminar la marca. Actualmente tenemos clientes y canal que son fieles a esta marca y, al ser el spin-off completo respecto a los UPS monofásicos, MGE OPS retendrá las fábricas, la división de I+D, la distribución y los sistemas de garantía con los que ya contaba. Lo único que se ha eliminado es una parte de la gama de productos que, a partir de ahora, pasará a comercializarse a través de APC-MGE”.

Objetivos
Asimismo, y en referencia a los plazos en los que la nueva compañía estará completamente operativa, el director de canal de MGE OPS afirma que “la situación no estará normalizada en un corto espacio de tiempo para MGE Office Protection Systems, y por eso estamos invirtiendo recursos en realizar todos estos cambios sin incidencias para nuestros clientes.” Asimismo, Tarrés desvela que el objetivo de la compañía escindida del grupo “es seguir creciendo al ritmo del mercado y mantener la cuota de mercado que tenían antes de la fusión. Con esa participación no podemos aspirar a lograr el 50 por ciento, por lo que nuestra meta es seguir ofreciendo la misma calidad y confianza que ofrecemos actualmente a nuestros clientes para que sigan confiando en nosotros”. En cuanto a la posibilidad de que los últimos movimientos sucedidos en los dos líderes pudieran llevar a que otras compañías obtengan ventajas, Narcís Tarrés hace hincapié en que “no están preparados para suplantar ni a APC ni a MGE porque no tienen ni las fábricas, ni el canal, ni el producto necesario”.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios