Tecnología | Noticias | 18 JUN 2014

NetApp lanza los sistemas de almacenamiento FAS8080 y FAS2500

Los sistemas de almacenamiento FAS de escalado horizontal integran las innovaciones en procesadores, redes y flash con las funcionalidades de gestión de datos y almacenamiento de Data ONTAP.
Imagen Datos y Números
ComputerWorld

Cada vez más organizaciones en todo el mundo transforman sus operaciones tecnológicas para seguir el ritmo a la evolución de los requisitos de sus negocios. NetApp sigue actualizando su cartera de sistemas y software para proporcionar la flexibilidad y la variedad de opciones que requieren los entornos de aplicaciones empresariales actuales y futuros.

 

Por ello, la compañía ha sacado el FAS8080, con el que las organizaciones y proveedores de servicios en crecimiento pueden escalar sus cargas de trabajo SAN y NAS con un rendimiento intensivo hasta aproximadamente los 4 millones de IOPS de rendimiento. Para aplicaciones de alta velocidad y baja latencia, FAS8080 EX puede configurarse tanto como cabina all-flash con más de 4,6 petabytes de almacenamiento flash o como una cabina híbrida con una memoria caché flash líder en el sector de casi medio petabyte. Además, responde de forma dinámica a los requisitos de los datos en crecimiento con un escalado fluido hasta casi 70 PB de capacidad y más de 600 conexiones I/O, lo cual es crucial para los proveedores de servicios y las grandes organizaciones que consolidan cargas de trabajo.

 

También han presentado las nuevas cabinas híbridas FAS2500 de gama básica, que pueden simplificar las operaciones, aumentar la productividad a través de la integración con el ecosistema, ampliar la vida útil del sistema y minimizar los costes futuros. Ofrece una compatibilidad flash ampliada para acelerar cargas de trabajo hasta en un 46% y aumentar la capacidad útil en un 48%. Además, aprovecha la potencia de su sistema operativo de almacenamiento patentado Data ONTAP de NetApp para simplificar la gestión de datos en todo el entorno tecnológico de la empresa.

Las organizaciones pueden escalar las operaciones de forma fluida a medida que evolucionan sus necesidades. Además, los clientes pueden gestionar mejor los costes de adquisición a la vez que reducen el riesgo de interrupciones en las operaciones de negocio y reducir el tiempo de configuración.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios