Movilidad | Artículos | 22 ABR 2005

La movilidad como factor de competitividad

Apoyado en el compromiso con la transparencia
Las compañías han entendido, gracias a la flexibilidad y facilidad de uso de soluciones como las de Vodafone, que la movilidad un factor que define la competitividad, productividad e innovación de una empresa en el mercado. Actualmente, es frecuente ver cómo la mitad de los empleados de una empresa son móviles y este es un proceso imparable, pues la tecnología inalámbrica, el trabajo en grupo remoto, el correo electrónico en movilidad y el acceso a la información de la empresa en cualquier momento y lugar, adquieren más importancia cada día.

Vodafone ha sabido utilizar su componente internacional en todas sus áreas”. Así explica Mariano Galán, director de marketing de productos de la unidad de negocio de empresas de Vodafone, la realidad de una multinacional que nació en plena liberalización del sector de las telecomunicaciones como alternativa a los operadores dominantes. De esta manera, “Vodafone ha sabido aprovechar y compartir el desarrollo que cada uno de estos operadores ha realizado en sus mercados”, indica Galán. Hoy, la operadora puede presumir de ser la primera en introducir la tarjeta de datos 3G, ser pionera en dispositivos de correo electrónico y en otras tantas soluciones que “no hubiera sido posible sin el componente multinacional de la compañía”. Por otra parte y teniendo en cuenta la proyección internacional de las compañías, “Vodafone se erige como el mejor socio en comunicación y movilidad”, apunta Galán.

Oportunidades y retos
Actualmente, Vodafone se encuentra frente a dos oportunidades que están experimentando un fuerte crecimiento en el mercado, por un lado, las telecomunicaciones tradicionales donde se percibe una fuerte tendencia hacia la movilización de la voz, con crecimientos anuales de dos dígitos. “Hoy, –indica Galán– más de la mitad del tráfico de telecomunicaciones de una empresa es móvil”. Por otra parte, se presenta un atractivo y amplio escenario como es la movilización de la infraestructura de TI de una empresa. “Una vez que ésta ha creado su infraestructura de TI afronta un nuevo reto hacia la movilización de sus sistemas”, apunta Galán. En esta andadura, Vodafone se erige como un socio referente, que dispone de un abanico de soluciones que permitirá a la empresa tener en un dispositivo móvil toda una serie de aplicaciones corporativas desde el correo electrónico hasta la intranet.
Analizada la estrategia de oportunidades de Vodafone, la operadora, dirigida en nuestro país por Francisco Román, afronta una serie de retos tanto internos como externos, aunque es precisamente en los primeros, donde la compañía está haciendo especial hincapié. “Nuestro objetivo –señala Galán– no es desarrollar una estrategia que sólo signifique tener lo último en dispositivos, sino adentrarnos en una preocupación por entender cuáles son las necesidades de los clientes”. El secreto de este reto radica, principalmente, “en escuchar mucho a los clientes, incorporándolos a nuestro proceso de creación de producto y efectuando una monitorización continuada de su grado de satisfacción”, afirma.

Innovación y competitividad
El principio fundamental que todo cliente busca en la tecnología es aumentar la productividad tanto de sus empleados como a través de la optimización de sus procesos internos, la automatización de su fuerza de venta y el acceso a la información en tiempo real. Pero, además de la productividad, “Vodafone traslada al mercado un nuevo mensaje: la innovación como clave para ser más competitivo”, afirma Galán. Su materialización se vislumbra en soluciones como es el broker in a box de Bankinter, que permite al cliente desde el móvil interoperar en una veintena de parques bursátiles a nivel mundial. “Este servicio ha sido todo un éxito para Bankinter, ya que el volumen de operaciones y accesos es muy superior al de otro medio como un broker on line o presencial”, señala Galán. Además de esta solución, Vodafone cuenta con otras en el campo de la seguridad, con Securitas Direct, o en el entorno de la videoconferencia, desarrollada conjuntamente con Sony.
Por otra parte, una de las barreras que observan los clientes en el entorno móvil es poder controlar los costes asociados a las soluciones de movilidad. En esta línea, Vodafone dispone de un sistema de tarifas y de funcionalidad mediante el cual el usuario tiene un control total sobre su consumo. Así, soluciones como Blackberry, que ofrecen una tarifa plana para la utilización del correo electrónico, u otras que limitan un consumo “trasmiten al usuario un mensaje de tranquilidad y sobre todo de control de su consumo”, señala Mariano Galán.

Calidad de servicio
Actualmente, el mercado muestra cierta madurez a la hora de elegir un operador ya que si bien antes centraba su criterio de selección en un ahorro de costes ahora se centra más en la calidad de servicio. Con esta realidad, “varios son los estudios que han certificado que Vodafone cuenta con la red de mejor calidad, más rápida y de mayor cobertura”, indica Galán. Además, según cifras del operador, más del 80% de su tráfico de tarjetas de datos ya está disponible sobre su red de tercera generación (3G), “un aspecto donde se demuestra la confianza de los clientes por la calidad de servicio ofrecida en esta tecnología”, concluye.

Abanico de soluciones
Aumentar la productividad de la empresa y contorlarde manera notable costes y tiempo de trabajo, optimizando de este modo todos sus procesos de gestión son los requisitos más demandados por los clientes.
Desde la más amplia variedad de dispositivos móviles y sistemas operativos como HP, Palm, Nokia o Microsoft, hasta la tarjeta de datos 3G de Vodafone o soluciones específicas como Wireless Office. Vodafone Mobile Connect Card 3G/GPRS/Wi-Fi permite a los clientes acceder a Internet o intranet a través del ordenador portátil de forma sencilla, rápida, económica y segura, en cualquier momento y en cualquier lugar; con una velocidad de datos de hasta 384kbps. Está especialmente diseñada para profesionales en movilidad que necesiten conectarse a Internet o Intranet frecuentemente con su portátil, sin necesidad de dispositivos externos como cables o módems, pudiendo además utilizar su línea de voz mientras se conectan a Internet. El carácter dual de la tarjeta de datos Vodafone Mobile Connect 3G/GPRS permite transmitir datos a una velocidad propia de 3G allí donde hay cobertura. Por su parte, la solución de Wireless Office es el producto global de comunicaciones, exclusivo de Vodafone, que aúna todas las líneas de teléfono de una empresa –fijas y móviles– en una sola línea móvil, dirigiendo todas las llamadas al dispositivo móvil, con lo que se facilita la movilidad, se mejora el rendimiento y se logra una gestión eficaz de las llamadas. Con esta solución global, la empresa aumenta la disponibilidad y beneficios de su negocio y reduce los costes sin necesidad de invertir en grandes equipos ni sofisticadas centralitas.
Los resultados de Vodafone España en el cierre del tercer trimestre de su año fiscal, muestran el fuerte crecimiento, en uso y número, de las aplicaciones empresariales –Vodafone Mobile Connect Card 3G/GPRS, Vodafone Blackberry,

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios