Negocio | Noticias | 19 JUL 2019

El G7 aboga por una tasa digital global

Los ministros de economía de los países miembros del G7 (Francia, Italia, Alemania, Japón, Reino Unido, Canadá y Estados Unidos) acuerdan en Chantilly que las empresas digitales paguen impuestos en los países donde desarrollen su actividad a través de Internet aunque no tengan presencia física.
Bruno le Maire, ministro de Economía de Francia
Bruno le Maire, ministro de Economía de Francia.
Redacción

“Hemos llegado a un acuerdo ambicioso: por primera vez los miembros del G7 han acordado gravar a las empresas en países donde no tienen presencia física, teniendo en cuenta su nivel de digitalización. Se trata de un gran paso adelante”, reconocía Bruno le Maire, ministro de Economía francés, poco después de dar a conocer el principio de acuerdo al que han llegado los miembros de este poderoso grupo en una reunión realizada en la localidad francesa de Chantilly.

Esta medida llega poco después de que Estados Unidos amenazara con sancionar a Francia por aprobar su propia tasa digital, para evitar que los gigantes de Internet tributen menos. Será la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) la que se encargará de preparar cómo se articulará la nueva tasa digital con la idea de que ésta esté lista a finales de 2020.

Asimismo, los ministros de economía del G7 acordaron también un cambio en el impuesto de sociedades, de forma que éste garantice una tributación justa y que se evite el uso de los paraísos fiscales como forma de evasión de impuestos.

Precisamente esta misma semana, tras su elección como nueva presidenta de la Comisión Europea, la alemana Ursula von der Leyen aseguraba que “si a finales de 2020 no hay una solución global para una tasa digital justa, la UE debería actuar por sí sola”. Ésta se ha mostrado tajante respecto a la política fiscal que pretende implantar en la UE: “Defenderé impuestos justos, ya sea para las industrias manufactureras o para las empresas digitales”.

En España la ministra de Economía, Nadia Calviño, aseguraba también hace unos días que el actual Gobierno en funciones no descarta implantar unilateralmente la tasa Google si no hay un acuerdo global, aunque reconocía que lo ideal es alcanzar uno.

Preocupación respecto a la moneda de Facebook

En el G7, los ministros de Economía también debatieron sobre el proyecto Libra con el que Facebook está dispuesto a crear una moneda virtual. Como desveló Le Maire, en la reunión del G7 “se expresaron serias dudas sobre el proyecto Libra tal como existe hoy en día. Los miembros de G7 quieren actuar rápidamente”. 

Según el ministro galo, Libra plantea problemas tanto a nivel técnico como político, entre otros motivos porque la compañía de Zuckerberg no ha asegurado que Libra cumplirá las reglas de lucha contra el blanqueo de capital o contra la financiación del terrorismo, además de surgir dudas acerca de la protección de los datos personales de los usuarios. Para Le Maire, es inaceptable que las empresas privadas creen monedas que tengan el mismo tipo de poder que las que impulsan los estados sin estar bajo las mismas reglas que las anteriores.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios