Negocio | Noticias | 21 OCT 2020

El gasto en TI volverá a los niveles de 2019 en 2021

Después de un año, 2020, para el que Gartner cifra la caída del gasto en tecnologías de la información en más del 5%, las perspectivas de la firma de análisis para 2021 son más halagüeñas, con un incremento en esta partida del 4%. El próximo año la inversión en TI se acercará a los 3,8 billones de dólares de 2019.
inversión, dinero, dólares
Créditos: Chronis Yan (Unsplash)
Redacción

La crisis generada por la pandemia y la incertidumbre que se ha instaurado en las empresas se verá reflejada claramente en las inversiones tecnológicas de este año 2020. Desde Gartner creen que este ejercicio el gasto en TI caerá un 5,4% respecto a 2019 y alcanzará la cifra de 3,6 billones de dólares. Afortunadamente, las perspectivas para 2021 de esta firma de análisis son más optimistas. Sus analistas apuntan a un ligero incremento, del 4% respecto a este año, lo que arrojaría una cifra de gasto de casi 3,8 billones de dólares, ligeramente inferior al gasto realizado en 2019 (cuando dicho gasto sí superó de forma discreta los 3,8 billones y creció por encima del 2%).

La elevada volatilidad que está sufriendo este mercado es el aspecto más destacado por el equipo de expertos de la consultora: “En los 25 años que Gartner ha estado pronosticando el gasto en TI, nunca ha habido un mercado con tanta volatilidad”, reconoce John-David Lovelock, vicepresidente de investigación de la compañía. El analista recalca, en todo caso, que “las empresas que ya eran más digitales al entrar en la crisis están mejorando y continuarán prosperando hasta el 2021”.

 

Perspectivas para 2020 y 2021

Mientras que en 2020 decrecerán todos los segmentos, no ocurrirá así en 2021, cuando las organizaciones incrementarán las partidas de gasto en todos ellos. El segmento que más despuntará en 2021 es el de software empresarial (crecerá un 7,2%, superando los 492.000 millones de dólares, frente a la caída del 3,6% que sufrirá este ejercicio). Los analistas de Gartner argumentan esta subida por la aceleración de los esfuerzos en digitalización que están realizando las empresas que apuestan por el teletrabajo, la prestación de servicios virtuales como la enseñanza a distancia o la telemedicina y el aprovechamiento de la hiperautomatización para garantizar que se satisfagan las demandas impulsadas por la pandemia. 

La segunda área que más gasto concentrará es la de sistemas de centros de datos. En 2021 aumentará un 5,2% (frente al 3,1% de caída en 2020) y se cifrará en más de 219.000 millones. La razón hay que buscarla en los proveedores hiperescalares y el impulso que están dando a la construcción de centros de datos globales. También se deberá a que, por otro lado, las organizaciones también retomarán el próximo año sus planes de expansión en materia de centros de datos. Curiosamente, apuntan desde Gartner, a pesar del aumento que se ha producido en la actividad cloud en 2020 (impulsada por el auge del trabajo remoto), el gasto en este segmento no se reflejará en los ingresos de los proveedores hasta 2021. 

En 2021 el gasto en dispositivos aumentará un 4% hasta llegar a los casi 641.000 millones de dólares (en 2020 caerá la friolera de un 13%); la partida para servicios de TI crecerá también por encima del 4% totalizando más del billón de dólares (en 2020 caerá casi un 5%); y los servicios de telecomunicaciones se incrementarán casi un 3%, superando los 1,3 billones de dólares (en 2020 la partida en esta área disminuirá un 5,4%).

Inversión tecnológica para sobrevivir, más que para crecer

Los proyectos que buscan los CIO, afirma Lovelock, son aquellos que generan valor de forma muy rápida. Por este motivo, “habrá menos crecimiento en los segmentos de dispositivos y servicios de comunicaciones”. Por el contrario, sí se gastará más en aquellas áreas que aceleran el negocio digital, como la infraestructura como servicio (IaaS) o el software que facilita la gestión de la relación con el cliente (CRM).

Es más, desde Gartner vaticinan que, en el futuro, la transformación digital no estará sujeta a la misma justificación de retorno de la inversión que había antes de la pandemia, pues ahora las TI se conciben como la herramienta para que el negocio sobreviva, más que para que éste crezca.

 


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios