Negocio | Noticias | 20 FEB 2020

“Una ralentización del crecimiento económico no tiene por qué impactar al mercado de TI”

Tags: HPE
José María de la Torre, presidente de HPE en Europa y España y consejero delegado de la compañía en el sur de Europa, defiende la fortaleza de la industria tecnológica y, en particular, de la empresa que lidera que “seguirá creciendo en España en todas las áreas en las que compite”.
José María de la Torre, presidente de HPE para España
Esther Macías

Nos va bien en España”. Así de escueto (y poco concreto) se mostró José María de la Torre, máximo responsable de HPE en Europa y España, en un encuentro con la prensa en el que reflexionó sobre la marcha de la compañía en nuestro país y la acogida que está teniendo la última apuesta tecnológica de ésta, el modelo como servicio, después de que el pasado año la corporación anunciara un giro en su estrategia para convertirse en una empresa que operará completamente bajo el modelo ‘as a service’ en el año 2022.

Éste, que apuntó que sus expectativas de mercado son buenas para 2020 –“HPE seguirá creciendo en España en todas las áreas en las que compite”– indicó, además, que “aunque se prevea una ralentización del crecimiento económico, ésta no tiene por qué afectar a la industria tecnológica”. El directivo indicó que la crisis del coronavirus, que está impactando en la producción de muchas empresas tecnológicas con fábricas en China (Apple, sin ir más lejos), “no está teniendo un impacto específico en la cadena de suministro de HPE”.

Por otro lado, el directivo se mostró positivo ante los cambios de estructura administrativa realizados por el nuevo Gobierno que “ha mostrado una voluntad muy clara de que quiere impulsar la carrera de la digitalización, aunque ahora tendrá que concretarlo”. En la actualidad, desveló, un cuarto del negocio de HPE en España proviene de la Administración Pública (un tercio de la pyme y el resto de corporaciones de más de mil empleados).

Según los datos de analistas aportados por De la Torre, HPE tiene una cuota de mercado del 47% en supercomputación y del 40% en sistemas de almacenamiento empresarial. “Son cuotas muy superiores a las que tiene la media internacional de la compañía. Pero, sobre todo, en HPE tenemos un propósito: mejorar la forma en la que trabajan y viven las personas”, añadió y recalcó iniciativas como la posibilidad de que los empleados que hayan sido padres o madres disfruten de una baja remunerada de seis meses o el hecho de que las sedes de Madrid, Barcelona y León de la compañía ya utilicen al 100% la energía renovable desde el pasado mes de enero.

El modelo de consumo ‘como servicio’ como diferencial

El portavoz se refirió a 2019 como un “punto de inflexión” en la historia de la compañía, pues fue entonces cuando se anunció la misión de “orientar nuestros productos, soluciones, I+D y compras hacia este objetivo de ser una empresa como servicio”, afirmó. Toda la oferta de HPE, que abarca desde el edge (la computación que se hace en el extremo, por ejemplo, en los smartphones) hasta el cloud, se basará en esta nueva política.

El ejecutivo recordó que la compañía dispone de una arquitectura –basada en distintas soluciones de Aruba, de computación en el extremo, de infraestructura e hiperconvergencia– que soporta el movimiento de los datos desde el extremo hasta las distintas nubes públicas y privadas donde se trabaja con los datos. A este entramado tecnológico ahora la empresa aporta el que De la Torre apunta como el “gran diferencial” frente a otros competidores: “El concepto ‘as a service’ como modelo de consumo”.

Según el presidente, “el entorno como servicio aporta a las empresas más flexibilidad y agilidad y brinda la misma experiencia que el modelo de cloud  pública pero con la diferencia de que la tecnología la tienen en un centro de datos propio y, por tanto, con un mayor control”. Gracias a soluciones de la compañía como Aruba Central y Greenlake Central, “las cargas de trabajo se pueden gestionar desde el centro de datos o en las distintas nubes”. En definitiva, aseveró, “en lo que trabajamos en HPE es en que haya una alternativa en nube privada que sea equivalente a la nube pública en elasticidad y flexibilidad”.

“No está claro el coste de la nube pública”

De hecho, según el directivo, aunque cuando emergió la nube pública se pensaba que este modelo disminuiría los costes de TI, la realidad es que no está siendo así. “No está claro el coste de la nube pública”. Por ello, argumentó, muchos clientes prefieren la opción híbrida que defiende HPE. La respuesta por parte del mercado español está siendo positiva, según el portavoz. “Ya tenemos muchos clientes de Greenlake Central, algunos del Ibex 35. Y no hay que olvidar que lanzamos esta plataforma en diciembre”.

De la Torre recalcó el importante peso que tiene el ecosistema de partners para el negocio de HPE. El 80% de su negocio está dirigido a través de sus distribuidores.

Foco en supercomputación

El portavoz subrayó, por otro lado, la importancia de la compra de Cray por parte de HPE el pasado año. “Fortalece nuestro portafolio en soluciones de alta computación, que es cada vez más importante. Hay tipos de cargas de trabajo en inteligencia artificial que consumen mucha capacidad de cómputo. Por eso es tan fuerte la oferta de HPE en supercomputación”. Según De la Torre, HPE tiene “la mejor plataforma para ejecutar cargas de trabajo en entornos abiertos”.

 

 

 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios