ChipGate | Noticias | 25 MAR 2010

El Gobierno de Cantabria mantiene sus aplicaciones corporativas a través de SUMA

La Consejería de Industria y Desarrollo Tecnológico del Gobierno de Cantabria ha presentado SUMA, un proyecto que está siendo ejecutado por Informática El Corte Inglés, Near Technologies e IPS Norte, y cuyo objetivo es cubrir el mantenimiento evolutivo, correctivo y preventivo de las aplicaciones corporativas.
Computerworld
El proyecto SUMA (Servicio Unificado de Mantenimiento de Aplicaciones), tecnológicamente muy innovador, radica en el planteamiento de un nuevo modelo de servicio, mejor adaptado a las exigencias de la eAdministración de la Comunidad.

El servicio se presta en la actualidad desde la sede de SUMA, creada específicamente para el proyecto y plenamente operativa desde el pasado mes de febrero, que se encuentra en el Centro para el Desarrollo Tecnológico de la Universidad de Cantabria y en la que ya está trabajando un equipo de 30 profesionales.

El continuo avance de la eAdministración en Cantabria ha planteado nuevas exigencias ante las aplicaciones corporativas utilizadas por el Gobierno de esta Comunidad. En relación con ello, el año pasado el Gobierno se planteó la necesidad de abordar un cambio en el modelo de mantenimiento de estos aplicativos, que garantizara la introducción de los procesos y de las mejoras tecnológicas necesarias para satisfacer los requisitos de la Administración Electrónica. Se trata de un cambio, liderado y auspiciado por la Consejería de Industria y Desarrollo Tecnológico del Gobierno de Cantabria, que buscaba establecer un modelo de gestión única y centralizada de los servicios, con el fin de garantizar su control, y una gestión más eficiente de los costes, mediante la compartición de servicios comunes y la gestión dinámica de las capacidades productivas. Otro de los objetivos del nuevo modelo era la implantación de metodologías y herramientas en el proceso del mantenimiento, que permitieran la transferencia de conocimiento entre los distintos equipos de trabajo.

El proyecto SUMA introduce un cambio en el modelo de servicio importante, ya que basa el mantenimiento en peticiones tasadas y bajo niveles de servicio acordados. De este modo, la prestación de servicio se realiza de forma deslocalizada, sin perder la cercanía con el cliente y con los distintos interlocutores del servicio dentro del organismo público.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios