Tecnología | Noticias | 17 MAR 2020

El Ministerio de Industria, Comercio y Turismo supera la prueba del teletrabajo integral

Excepto los altos cargos, desvela a ComputerWorld Carlos Maza, subdirector general de TIC del organismo, todo el Ministerio está en teletrabajo. “Las plataformas están funcionando bien y no hemos detectado problemas de saturación. La propia unidad TIC está también en teletrabajo”, expone.
Ministerio de Industria, Comercio y Turismo
Ministerio de Industria, Comercio y Turismo.
Esther Macías

En plena crisis del coronavirus y con el país en estado de alerta, el teletrabajo ha entrado con fuerza en el sector privado español, con empresas más o menos preparadas para adoptarlo por completo, pero… ¿y los entes públicos? ¿Cómo se organizan estos días de alerta sanitaria? Carlos Maza, subdirector general de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, explica a ComputerWorld cómo está actuando este organismo para facilitar el trabajo en remoto a sus empleados.

Menos los altos cargos, todo el Ministerio está en teletrabajo —desvela—. “Las plataformas están funcionando bien y no hemos detectado problemas de saturación. La propia unidad TIC está también en teletrabajo”.

Afortunadamente, señala, el Ministerio ya tenía antes un plan de puesto único de trabajo de forma que gran parte del personal directivo y predirectivo tenía un equipo portátil con el software adecuado para conectarse a la red del Ministerio. “Por tanto, tenía ya el hábito del acceso remoto, de forma que ahora sólo ha hecho falta pasar al modo ‘sólo trabajo a distancia”.

 

Carlos Maza.

 

¿Es factible el teletrabajo masivo en la Administración General del Estado?

En opinión de Maza, sí lo es, “como se está demostrando”. “Quizás tenemos un cuello de botella ahora con las videoconferencias, pues pasar del hábito de reuniones presenciales y viajes a todo en videoconferencia es un desafío logístico y técnico”. No obstante, asegura que la experiencia de estos días está siendo “muy positiva”. “Se pueden mantener videoconferencias con una alta productividad. También estamos organizando audioconferencias con un notable éxito pues permite a usuarios remotos conectarse desde su móvil fácilmente”.

 

Hacia la microcoordinación en remoto

Preguntado por si los grandes retos para afrontar el teletrabajo en la Administración son que los sistemas sean capaces de soportar un acceso masivo, que el acceso a las aplicaciones y a los datos sea seguro o el cambio cultural de los funcionarios, Maza considera que ninguno de estos constituye un gran desafío. “El reto es conseguir desarrollar mecanismos de microcoordinación en remoto. Me explico, en el funcionamiento ordinario antes del coronavirus, se llevaban a cabo múltiples actividades de coordinación e intercambio de información de pequeño calado diariamente y por medios informales, y esa microcoordinación es esencial para evitar malentendidos y mantener alineadas a las unidades, y sobre todo a la unidad TIC”. 

En esta situación excepcional, añade, urge “desarrollar técnica y organizativamente mecanismos de comunicación ágiles e informales que permitan mantener un contacto continuo entre los empleados públicos”.

 

 

 

 


 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios