Tecnología | Noticias | 21 MAY 2020

España, entre ser el próximo Hub digital europeo o volver a dejar pasar el tren de la revolución

La Fundación Vass y la Universidad Autónoma de Madrid han presentado estudio Empleabilidad y Talento Digital, donde se analiza la situación española en cuanto a empleo y digitalización, y las opciones que tiene el país de salir adelante con éxito.
vass estudio
Redacción

El mundo sigue necesitando talento, talento digital especialmente, más si cabe en plena pandemia mundial donde los empleos relacionados con este campo son los que parece que tienen un futuro más optimista

La Fundación Vass y la Universidad Autónoma de Madrid, han presentado el II informe “Talento y Empleabilidad digital” en el que se mantienen vigentes todas las señales de alarma que se constataban hace un año. En la presentación, han estado presentes, el director de la Fundación VASS, Antonio Rueda Guglieri, el director general del SEPE, Gerardo Gutiérrez Ardoy; el director general de Red.es, David Cierco; el director de la Fundación Universidad Autónoma de Madrid, Fidel Rodríguez Batalla, y el subdirector de Promoción y Estudiantes de la ETS de Ingeniería Informática de la Universidad de Sevilla, Pablo Trinidad, quienes han analizado las conclusiones del estudio. 

Todo apunta a que la intensidad con que se demandan perfiles técnicos seguirá una evolución ascendente

La transformación digital sigue figurando en la agenda de empresas y administraciones públicas como un factor de desarrollo estratégico. Que en un plazo corto se prevea que más del 40% del PIB Europeo estará digitalizado, supone que la inversión seguirá creciendo, a tasas anuales cercanas al 20%. 

En la última década, solo en el sector de servicios relacionados con las TIC, el número de empresas ha aumentado un 55%, mientras el número de egresados de las facultades de informática se ha reducido un 32,8%. A pesar de la tenue mejora del ratio en los últimos años, abordamos un cuadro de necesidades crecientes frente a recursos menguantes.

"Actualmente España está en un puesto medio de desarrollo digital en la Unión Europea, estamos en la posición 11º pero no estamos satisfechos y estamos trabajando por mejorarla" explicaba David Cierco. Nos encontramos en un punto donde, como detallaba Antonio Rueda, España puede "aprovechar sus recursos y convertirse en el próximo Hub digital europeo, o volver a dejar pasar el tren de la revolución".

En los últimos meses, la pandemia ha acelerado la transformación digital de muchas empresas, tanto públicas como privadas. "La administración publica ha experimentado un crecimiento en cuanto a transformación digital. Hemos tenido que reinventarnos para incorporar todo lo que tiene que ver con la tecnología. Esta nueva situación ha venido para quedarse, por lo que hay que aprovechar la oportunidad que surge e innovar en las políticas de empleo" comentaba Gerardo Gutiérrez. 

La transformación digital sigue figurando en la agenda de empresas y administraciones públicas como un factor de desarrollo estratégico

Todo apunta a que la intensidad con que se demandan perfiles técnicos seguirá una evolución ascendente. En 2019, el 47% de las grandes empresas de la UE (y el 8% de las PYMEs) reclutaron o intentaron reclutar especialistas TIC. En España, en los últimos 7 años se ha doblado el porcentaje de empresas que buscan de forma activa especialistas TIC, ocupando la segunda posición del ranking europeo como mercado laboral más dinámico.

Talento desaprovechado

Dentro del estudio trasciende el déficit cuantitativo para abordar factores cualitativos, posibles carencias en el propio talento. Los datos muestran que sigue habiendo una demanda de perfiles TIC, pero el fomento de la empleabilidad no es cuestión únicamente de las empresas. Tal y como explicaba el director de la Fundación VASS, Antonio Rueda Guglieri. "Estamos en un país donde no está bien resuelto la empleabilidad de los universitarios, el resto de Europa ha avanzado y nosotros no. Según el informe, 37 de cada 100 universitarios trabajan en algo que requiere menos preparación de la que tienen, eso es perjudicial, tanto para ellos como para el sistema".

37 de cada 100 universitarios trabajan en algo que requiere menos preparación de la que tienen

Esa presión de demanda tropieza con la escasez de perfiles, sobre todo los teóricamente más cualificados, que provienen de estudios universitarios. A pesar de que desde el curso 2015/16 el número de matriculados en las ramas informáticas ha crecido un 16,5%, la cifra de 6.224 egresados (2018) es a todas luces insuficiente para cubrir las necesidades empresariales. No es extraño que la mayor parte de las compañías (en porcentajes que llegan a superar el 80%)
declaren tener verdaderas dificultades en la incorporación de los profesionales que necesitan.

Una de las consignas radica, como explicaba Pablo Trinidad, en la formación de los estudiantes. ¿Se les forma para que ingresen de forma inmediata al presente laboral o se debería formar a estudianes para un periodo laboral de aprendizaje progresivo? Un aspecto donde coincidía Fidel Rodríguez, explicando que es importante no formar estudiantes solo para "el hoy", pues así solo conseguiremos personal adaptado que enseguida se quedará obsoleto y que no podrán afrontar los retos del mañana. "La Universidad tiene que formar para el hoy pero luego hay que seguir y hacer un esfuerzo por continuar la formación". 

Brecha de género

Uno de los aspectos que sigue siendo importante destacar es la poca presencia de la mujer en éstas áreas. Actualmente las mujeres suponen el 14 % de los alumnos en materias TIC y el 23% en el empleo del sector. Unas cifras que tienen aún mucho margen de mejora ya que además, la tasa de desempleo en estos ámbitos es enormemente inferior al resto de sectores. Es importante entonces, como señalan los expertos, estimular las vocación tecnológica en las mujeres.

 

 

 

 

 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios