Tecnología | Noticias | 24 JUL 2017

La obsolecencia del hardware no es compatible con Windows 10

Microsoft continúa actualizando Windows 10, la última versión es de principios de año. No obstante, estas actualizaciones están dando lugar a que numerosos clientes no puedan actualizar a la última versión, dada la incompatibilidad con el hardware de sus equipos.
Windows 10
Redacción

Muchos serán los usuarios con equipos PC que hayan intentado actualizar su PC a la última versión de marzo de 2017 de Windows 10 versión 1703, y habrán fracasado en el intento, recibiendo un mensaje como: "Windows 10 ya no es compatible con este PC."

Los PCs no son teléfonos que en 2 o 3 años ya no son útiles, los ordenadores tienen a menudo una esperanza de vida mayor. El problema llega cuando, como es el caso, el hardware no resiste las novedades que se aplican al software

Ante esta situación lo recomendable es no actualizar y dejar seguir funcionando el PC con la versión anterior. No obstante, Microsoft está tomando medidas en el asunto y ha anunciado que, aunque no puede actualizar esas máquinas, está trabajando para obtener parches de seguridad para estos usuarios.

¿Y en el futuro?

Microsoft no puede garantizar la compatibilidad de hardware de por vida, pero tal vez debería ajustar su modelo de negocio en reconocimiento del hecho de que el hardware actual no se vuelva obsoleto tan rápido, como ya sucedía con el hardware de ayer. Y tal vez, cuando se introduce un nuevo sistema operativo que exige mucho más, debe ahondar en algunas nuevas características que relamente hagan que resulten interesantes para los usuarios hasta el punto de decidir cambiar de equipo.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios