Tecnología | Noticias | 29 ENE 2019

Microsoft pone a disposición de los futuros docentes su aula del futuro

Renueva el acuerdo que mantiene desde hace años con Crue Universidades Españolas para que los estudiantes, sobre todo los de magisterio, experimenten las posibilidades que brinda Edulab, un aula digitalizada creada por la tecnológica hace unos meses e inaugurada hoy de forma oficial.
Pilar López, presidenta de Microsoft España
Pilar López, presidenta de Microsoft España
Esther Macías

Microsoft se ha propuesto ser un jugador de peso en el diseño del futuro de la educación. El pasado mes de noviembre, la compañía abrió en su sede de Madrid un aula dotada de las últimas innovaciones desde el punto de vista de la tecnología, el diseño y la pedagogía con el fin de ofrecer a la comunidad educativa al completo (profesores, alumnos, directivos docentes, padres, centros…) una propuesta creativa y adaptada a la era digital en lo que respecta a la forma de enseñar y aprender. La iniciativa, llamada Edulab, persigue, en definitiva, mostrar cómo deberían ser los espacios educativos para fomentar que los alumnos puedan interactuar y colaborar entre ellos, crear, fabricar, investigar, realizar presentaciones en público y desarrollarse como individuos.

Hasta ahora han pasado cerca de unas 400 personas por esta aula, un 25% de éstas del mundo universitario. Precisamente para facilitar que los futuros profesores puedan probar las posibilidades que abre este espacio y la tecnología que integra y experimentar con una nueva forma de enseñar, Microsoft ha ampliado el acuerdo que mantiene desde hace años con la asociación universitaria CRUE, que agrupa a 76 universidades públicas y privadas de España. Gracias a éste, ahora pone a disposición de las universidades españolas y de las escuelas de magisterio en particular este entorno de aprendizaje. “Queremos que los futuros docentes vengan a experimentar nuestra aula y diseñar juntos cómo va a ser el futuro de la colaboración”, en palabras de Pilar López, presidenta de Microsoft Ibérica.

“La transformación digital implica también el cambio de procesos, en la relación con el estudiante y los empleados, etc. –apuntó en la presentación del acuerdo Santiago Portela, vocal de Crue–. Hay que revisar todas las competencias de todos los actores de la universidad para que asuman las nuevas habilidades digitales”.

El reto de transformar digitalmente el mundo educativo

Para López, la educación es un cimiento clave de la sociedad y “en esta ola de digitalización en la que estamos inmersos es vital transformarla”. El mundo educativo, es, de hecho, uno de los segmentos que más tarde se está modernizando. Como recuerdan desde la compañía, mientras que sería impensable que un cirujano de hace un siglo operara en la actualidad, pues la modernización de los quirófanos y las herramientas que se utilizan ha sido radical, un profesor de hace un siglo podría dar clase perfectamente hoy pues el método de enseñanza apenas ha cambiado.

No obstante, insistió López, la tecnología trae consigo posibilidades antes impensables. “Por un lado, permite la personalización. Cada estudiante es un mundo y debe aprender a su ritmo y la tecnología lo permite. En este sentido, es importante impulsar las asignaturas STEM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas); de ahí que nosotros hayamos apostado por Minecraft y que estemos llevando la programación a las aulas”. Por otro, destacó la directiva, mejora la colaboración y la productividad, y, por último, facilita la democratización de este nuevo modelo. “Existen herramientas cada vez más sofisticadas pero también accesibles, de forma que es fácil universalizar su uso. Digamos que el único requisito es que haya un modelo educativo detrás”.

El proyecto de aula del futuro Edulab cuenta con el certificado de Future Classroom Lab que otorga European SchoolNet, consorcio que agrupa a los ministerios de educación europeos y que trabaja, según Nair Carrera, asesora pedagógica en la entidad, en “innovar en el aula y facilitar la integración de la tecnología en ésta”. Para el diseño, equipación tecnológica y mobiliario del aula, Microsoft ha contado con la colaboración de empresas como 3G Office, Lego Education ROBOTIX, Possible Lab, SMART Technologies, Steelcase y Voladd. Obviamente el aula está equipada con las últimas novedades de la plataforma tecnológica para educación de Microsoft, con Windows 10 y Microsoft Teams en Office 365 Educación.

En este espacio se organizan talleres de hacking STEM, programación, robótica, gamificación, impresión 3D, etc., además de otras propuestas a medida para la comunidad educativa, como apuntó Ainhoa Marcos, responsable de Educación pública en Microsoft Ibérica.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios