computacion cuantica
Eventos
Ametic

"Deberíamos evitar en computación cuántica lo que nos pasó con la IA, que fue tener un invierno"

Durante su intervención en un panel del Encuentro de AMETIC en Santander, el director asociado del Barcelona Supercomputing Center, Josep Martorell, advirtió sobre los retos que se vienen para el desarrollo de esta tecnología en España.

josep martorell bsc
Josep Martorell, director asociado del BSC, durante un panel del Encuentro de AMETIC.

“Es una tecnología tremendamente emergente, que tendrá implicaciones muy gordas a nivel científico pero no hoy ni mañana”. Ésta fue la principal advertencia de Josep Martorell, director asociado del Barcelona Supercomputing Center, a bajar las expectativas en cuanto a resultados inmediatos en computación cuántica. “Estamos trabajando a largo plazo”, reiteró durante su intervención en un panel en la segunda jornada del 36º Encuentro de la Economía Digital y las Telecomunicaciones de AMETIC, que se celebra esta semana en Santander.

Durante su participación en la mesa de debate ‘La España Cuántica’, Martorell especificó que el trabajo de su centro está contemplado dentro del programa Quantum Spain, bajo el paraguas del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia español, financiado por los fondos europeos.

 

"A pesar de que es una tecnología tremendamente emergente, la hemos cogido a tiempo y tenemos un nivel de ambición y de apuesta como el del resto de los países comunitarios"

 

Los objetivos fundamentales son crear y fortalecer el ecosistema de computación cuántica en España”, dijo. Eso quiere decir, según explicó, que el sector digital del país debería tener a su disposición en los próximos años un “número pequeño pero no menor” de infraestructuras de computación cuántica instaladas -tanto computadores como simuladores-, algoritmos desarrollados para resolver problemas reales “y, sobre todo, una gran comunidad de gente formada en esto”.

En este ámbito, el director del BSC aseguró que España está muy bien posicionada en computación cuántica, al menos en términos europeos. “A pesar de que es una tecnología tremendamente emergente, la hemos cogido a tiempo, lo cual no siempre nos pasa como país, y tenemos un nivel de ambición y de apuesta como el del resto de los países comunitarios”, aseveró. Además, “tenemos el talento necesario para hacerlo, gente buenísima en muchos sitios”, por lo que “creo que debemos ser moderadamente optimistas”, comentó.

 

Más que nada, paciencia

¿Qué hace falta para seguir desarrollando la computación cuántica en España? “Yo diría que no mucho más que continuidad. Tenemos un gran centro de supercomputación, estamos muy bien posicionados porque hay liderazgos hace muchos años empujando, llevamos 20 años de inversión continua confiando en lo que serán esas tecnologías. El camino está marcado, no hace falta mucho más que continuar y tener un poco de paciencia”, respondió Martorell.

“Ésta no es una tecnología que en el muy breve período de tiempo dará resultados muy espectaculares y además aplicables al ámbito industrial. Es una tecnología que tiene que madurar, pero que estamos en la frontera del conocimiento”, agregó.

 

"Es una tecnología que tiene que madurar, pero que estamos en la frontera del conocimiento"

 

En cuanto a los retos a futuro, Martorell adelantó dos puntos. Para él, el primer reto es que “deberíamos evitar en computación cuántica que nos pase lo que nos pasó con la IA, que fue tener un invierno. Recordaréis el hype que hubo a finales de los 90 y el tremendo invierno que siguió, porque no había capacidad computacional para hacer lo que la IA podía hacer, y luego cómo la IA ha vuelto a remontar y ahora está en todas partes. Hay que aplanar esa curva de expectativas para que nos pase esto en los próximos años”.

Como segundo reto, comentó que “una de las grandes tendencias es la soberanía tecnológica, la necesidad tremenda de desarrollar tecnología propia. En el campo de la computación cuántica en el país tenemos una media docena de compañías emergentes que están ya desarrollando tecnología en computación y comunicación cuántica, y que si se las pudiera apoyar un poco más, en unos años podríamos ser una sorpresa, no sólo desde el punto de vista científico o de recursos computacionales, sino que también desde el punto de vista de desarrollo de tecnología”.



Contenido Destacado

Webinar Ondemand

Especial Sanidad

Communications Platform for Business

Omnicanalidad Tendencias

Be Data Ready

Partnerzones



Registro:

Eventos:

 

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research