Tendencias | Noticias | 25 SEP 2018

El 66% de empresas cree que sus sistemas ‘core’ no están preparados para la transformación digital

A pesar del claro papel de la digitalización en el crecimiento de la economía española, las empresas del país aún deben mejorar muchos aspectos, como se pone de manifiesto en un informe elaborado por Minsait.
transformación digital
Redacción

¿Cuál es el camino a seguir para que la digitalización consolide su papel a la hora de generar riqueza en un país por medio de la aportación de crecimiento al PIB y la creación de nuevos empleos? ¿Qué rol está teniendo ‘lo digital’ en la economía española? ¿Cómo están abordando la transformación digital las empresas del país? A estos aspectos pretende dar respuesta el Informe Minsait sobre Madurez Digital, elaborado por la compañía de Indra centrada en tecnologías de la información junto a investigadores de la Universidad Carlos III. Según dicho estudio, desde 2015 este proceso de digitalización ha sido responsable directo de hasta un 30% del crecimiento de la economía española. Y podría haber sido más, si España hubiese mantenido el ritmo de crecimiento de la UE-15. En concreto, según apunta el estudio, el valor acumulado de los efectos de la digitalización en España entre 1996 y 2017 ascendería a 310.364 millones de euros (es decir, más del 30% del PIB) frente a los 57.841 millones (casi un 6%) realmente alcanzados.

Tal y como indica el informe, “la economía española será capaz de obtener los máximos beneficios de la digitalización en la medida en que el capital tradicional sea reemplazado por el tecnológico, el capital humano siga optimizándose y se mantenga  la inversión en I+D”. Aunque la mayoría de las empresas sí cuenta con una idea clara acerca del papel que las tecnologías digitales van a desempeñar en la construcción de su futuro menos de la mitad (45%) ya ha concretado el programa que debe guiar su transformación, definiendo objetivos, responsables, hitos y métricas y sólo el 14% de las grandes corporaciones apuesta por impulsar la innovación y abrir espacio para la disrupción. El 41% sí afirma dedicar recursos humanos y económicos expresamente a la transformación.

No obstante, el 66% de los responsables de empresas encuestados considera que sus sistemas core no están suficientemente preparados para integrarse en la transformación digital. En lo referente a operaciones, las empresas sí aseveran contar con un nivel alto de automatización en la gestión y operación de las infraestructuras. Y en ciberseguridad, el informe señala que la mitad de las compañías se consideran plenamente preparadas para responder a un posible ciberataque. En el futuro, el 90% cree que contará con un departamento de ciberseguridad dotado con un presupuesto específico. En esta línea, la figura del CISO (Chief Information Security Officer) ya está instaurada en dos tercios de las organizaciones y el 62% desarrolla estrategias de riesgos digitales.

En todo caso, tal y como reza el estudio, para Minsait, el talón de Aquiles de la digitalización de las corporaciones españolas se encuentra en la innovación y creación de nuevos modelos de negocio.

 

Consejos

Desde la compañía recomiendan a las empresas ajustar su capacidad de ejecución a la volatilidad de la demanda y la rapidez de los avances tecnológicos; explorar alianzas estratégicas para afrontar la urgencia de adquirir capacidades específicas escasas en el mercado; explotar todo el potencial del dato; abrirse a otros jugadores, uniendo fuerzas con ellos para sumar capacidades; ver a los nativos digitales no como una amenaza sino como una referencia con la que es posible explorar acuerdos de colaboración; y lograr que las estructuras construidas hacia afuera y de forma ágil para responder a los retos planteados por la digitalización (por ejemplo, el canal digital) se integren y coordinen con la estructura interna de las organizaciones.

 

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios