Tendencias | Noticias | 02 AGO 2019

La industria tecnológica se compromete contra la subida global de la temperatura

Firmas destacadas del sector respaldan la iniciativa 'Business Ambition for 1,5°C', que busca la implicación de las organizaciones en la lucha contra el cambio climático.
industria
María Ramos

La relación de la tecnología con el medio ambiente tiene múltiples perspectivas. Por un lado, la industria tiene una presencia importante como emisor de gases contaminantes; por ejemplo, varios estudios advierten del impacto de tendencias como big data o blockchain en la generación de CO2. Pero el sector también maneja distintas posibilidades para luchar contra esta situación.

En un reciente ejemplo, el actor Robert Downey Jr. se aliaba con Amazon en una propuesta que aboga por el empleo de robots, nanotecnología e inteligencia artificial para limpiar el medio ambiente. Otro caso: un informe de 2016 de BT aseguraba que las soluciones basadas en las TIC podían ayudar a reducir las emisiones de carbono de la Unión Europea en más de 1,5 gigatoneladas para 2030; esto es, 19 veces el tamaño de la huella prevista para el sector en la región para ese año o algo más de un tercio de lo que se generó en la UE en 2012. 

En esta línea, cada vez son más las firmas tecnológicas que toman conciencia sobre el tema, de forma que amplían sus compromisos con la sostenibilidad. Un ejemplo de esto es la iniciativa Business Ambition for 1,5°C, que aboga por limitar el aumento de la temperatura global a 1,5 grados centígrados respecto de los niveles preindustriales. 

Esta propuesta fue lanzada el pasado mes de junio mediante una carta abierta destinada a líderes empresariales, firmada por 25 altos cargos de organismos de relevancia internacional como la 73 Asamblea General de las Naciones Unidas o la Cámara Internacional de Comercio. En ella se reconoce el cambio climático como "el problema definitorio de nuestro tiempo", aunque considera que todavía hay margen para la acción, ya que se cuenta con "la innovación, herramientas y experiencia", y llama a los responsables de las empresas a aprovechar estos recursos y comprometerse a fijar objetivos en sus negocios, fijados por la Science-basedTarget Initiative (SBTi), con los que avanzar en la reducción de la temperatura. 

La implicación de las tecnológicas

Hasta la fecha, según la información publicada en la web de la iniciativa, 34 compañías han respondido a esta llamada; seis más desde que, a finales de julio, la ONU diese a conocer que ya había 28 firmantes y que juntas sumaban más de 1,3 billones de dólares en valor de mercado. De entre las firmantes, 11 son corporaciones del sector tecnológico, encabezadas en España por Telefónica

La principal teleco del mercado en España cuenta ya con varias medidas medioambientales, que han hecho que, hasta la fecha, más de la mitad de la energía que emplea venga de fuentes renovables; en sus operaciones europeas y en Brasil, ya opera con el 100%, y espera llegar a este nivel en todas sus filiales en 2030. Además, sitúa la reducción del consumo de energía por unidad de tráfico (Petabyte) en un 64% frente al 50% fijado, y las emisiones de efecto invernadero de alcance 1 y 2 han bajado en un 37%, frente al 30% establecido. 

Entre las firmantes del Business Ambition for 1,5°C hay otras cinco empresas relacionadas con las telecomunicaciones: Vodafone, Orange, BT, Singapore Telecommunications Ltd (Singtel) y Telia, una operadora de telefonía móvil con sede en Estocolmo.

También han respaldado la iniciativa las multinacionales Hewlett Packard Enterprise y SAP, que ya han implantado medidas alineadas con el objetivo 1,5° en la reducción de sus emisiones de efecto invernadero. HPE, por ejemplo, mantiene también el compromiso de que la mitad de la energía que utilice sea de fuentes renovables en 2025, el 100% a largo plazo. Para ese mismo año se ha fijado el objetivo de reducir sus emisiones contaminantes en un 55% —en 2017 cumplía el objetivo de reducirlas en un 25%—. Además, quiere multiplicar por 30 el rendimiento de su portfolio de productos para minimizar la huella energética de sus clientes. SAP, por su parte, ha conseguido reducir su huella de consumo energético por debajo de los niveles del año 2000, pese a qeu desde entonces ha multiplicado por cuatro su tamaño.

Completan la lista de las compañías vinculadas al sector tech Novozymes, compañía de biotecnología global con sede en Copenhague, y Signify, especializada en sistemas de iluminación LED conectada, software y servicios y Wipro, firma india de servicios TI y consultoría. 

El compromiso de las compañías se reconocerá en la Cumbre de Acción Climática de la ONU del próximo 23 de septiembre, que se celebrará en Nueva York. 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios