Tendencias | Noticias | 15 OCT 2013

Más de la mitad de los adultos comparten vídeos de los eventos a los que asisten

Un estudio de Pew descubre que el 18% de los adultos online comparten sus propios videos, y un 11% espera que se vuelvan ?virales?
Youtube
Computerworld

Ahora estamos “en línea” más que nunca, pegados a los ordenadores en el trabajo, y a los teléfonos y las tabletas en casa, durante los trayectos y en cualquier momento entremedias. Pero ¿cómo rellenamos todo ese tiempo extra en la pantalla además de repasando los social media, leyendo artículos y jugando? Pues vemos vídeos, y preferiblemente graciosos.

Desde 2009, el porcentaje de adultos que ven o bajan vídeos en línea ha crecido del 69% al 78%, según un nuevo estudio realizado por 'The Pew Internet & American Life Project'. La forma más popular de ver videos es a través de sitios como YouTube, sitios web normales, apps y social media. El 36% se molestan en bajar los ficheros completos de video.

Los vídeos graciosos son el género más popular, manteniendo el puesto número 1 desde hace cuatro años. El 58% de los adultos se divierten viendo vídeos cómicos, y el 56% obtienen información y consejo con vídeos instructivos de “cómo se hace” de muy diversos temas. Los vídeos musicales también han despegados en estos cuatros años, y ahora la mitad de los adultos los ven.

La pornografía está al final de la lista de categorías de vídeo, después de los deportes y la publicidad. Sólo un 12% de las personas reconocieron ver vídeos para adultos en línea. El 25% de los hombres admitieron ver contenidos para adultos, mientras que el 8% de las mujeres encuestadas lo hicieron.

La gente normal está filmando y subiendo una gran cantidad de vídeos en línea.

En cuatro años, el porcentaje de adultos americanos que suben vídeos en la red ha pasado del 14% al 31%. La mayoría de la gente están subiendo vídeos que alguna otra persona ha creado, pero el 18% de los adultos en la red ha filmado y compartido vídeos ellos mismos.

Los momentos compartidos públicamente son fundamentalmente mundanos, el 58% de los que filman suben vídeo clips de gente que conocen haciendo cosas normales de cada día. El siguiente tema más popular es gente actuando ellos mismos y sus amigos frente a la cámara para reírse un rato. Finalmente el 54% ha compartido vídeos de eventos a los que han asistido, lo que puede explicar todo ese montón de gente que ve conciertos en sus teléfonos en lugar de mirar al escenario.

Los teléfonos inteligentes juegan un papel importante en el crecimiento de cineastas aficionados. Cualquiera con un teléfono móvil o una tableta puede capturar momentos espontáneos o hacer sus propios intentos de pasar al estrellato. El cuarenta por ciento de los adultos americanos están grabando vídeo en sus teléfonos, y el 41% está viendo vídeos desde los dispositivos.

No sorprende que un poco de estrellato es lo que mucha gente intenta con sus vídeos. Más de un tercio de la gente que sube vídeos a la red, espera que uno de sus vídeos se convierta en viral. El cinco por ciento de la gente que sube vídeos en la red, se arrepiente de haber compartido algo en el pasado.

Pew acredita que los sitios de compartición de vídeos como YouTube y Vimeo son el motor que está detrás de esta tendencia de ver vídeos. En 2006, el 33% de la gente afirmaba que usaba este tipo de sitios, y ahora el número ha subido al 72%.

Apps como Vine y otros medios sociales se han convertido en una forma popular de compartir y consumir vídeos directamente desde el teléfono.

El estudio es parte de un análisis en marcha de Pew de cómo los americanos utilizan Internet. Las entrevistas telefónicas a 1003 americanos adultos se realizaron en julio. El error de la muestra es de más o menos 3,6 puntos porcentuales.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios