| Artículos | 19 ENE 1996

IBM España renueva su cúpula directiva

Ha sorprendido en el sector informático nacional el nombramiento de José Ramón Jiménez de Garnica para hacerse cargo de la Dirección General de Servicios de IBM España. Sin poner en duda su capacidad profesional que, por las referencias y comentarios existentes, resulta extraordinariamente alta, lo que llama la atención es que un externo, alguien que no es de la casa, acceda directamente a un puesto de Dirección, que, por si fuera poco, aglutina una parte importantísima de los mercados estratégicos de IBM en nuestro país.

En IBM ha funcionado siempre bastante bien la promoción interna, pero parece que en esta ocasión se ha querido aportar un nuevo estilo de hacer, acorde con los cambios que está viviendo el Gigante Azul en todo el mundo. Y defendemos esta tesis, porque lo que no resulta ni siquiera imaginables es que no se haya encontrado, dentro de la casa, al candidato idóneo. Resulta difícil de creer que, en una plantilla amplia como la de esta empresa, no se hallen una docena de personas, más o menos, con un perfil profesional ajustado al puesto.

En un periodo de reducción de plantilla que dura ya varios años, en el que se ha invitado a los empleados a acogerse a fórmulas de jubilación anticipada o baja incentivada -sangría de experiencia y sabiduría profesional, mayoritariamente- llama la atención que IBM sienta la ineludible necesidad de tener que incorporar foráneos a sus cuadros directivos. Otra cosa es que, para seguir fomentando la cantera (que tan excelentes resultados ha ido dando a lo largo del tiempo) la empresa mantenga las puertas abiertas a las promociones de becarios.

Es verdad que en IBM, durante los últimos años, se han roto muchos moldes en las costumbres que venían presidiendo las formas de actuación de la empresa. Es el caso, por ejemplo, de su gran facilidad y enorme poder de adaptación para suscribir acuerdos comerciales y/o tecnológicos, puntuales o duraderos, que están permitiendo a la compañía estar presente, y competir, hasta en áreas consideradas poco relevantes para otros competidores. Pero, al menos en lo que se refiere a nuestro país, no parecía haber llegado la hora de tener que acudir a recursos externos para nutrir los cuadros directivos. ¿Se acaba de abrir una nueva vía?

En un sector como el de las Tecnologías de la Información, donde el éxito de una empresa está cimentado en gran medida en la motivación de los profesionales que la componen, no apostar en un momento dado por las personas que forman la cantera puede desencantar a muchos buenos y capacitados profesionales.

Lo cierto es que la incorporación de Jiménez de Garnica viene a poner algo de reposo en la cúpula directiva de IBM, sacudida en el último año por un terremoto de nombramientos y abandonos. Así, Juan Pi (Director General de Marketing), fue relevado de su cargo para pasar a desempeñar funciones de mayor responsabilidad en la Dirección europea de la Corporación, asumiendo el propio Juan Carlos Usandizaga sus funciones. Paralelamente, Alejandro Garrido, Director General de Software y Servicios, abandonaba su puesto para incorporarse al BCH, asumiendo sus áreas de responsabilidad Carlos Martínez (como Director de Software) y Francisco Gómez Temboury (que luego dejaría la empresa acogiéndose al programa de bajas incentivadas, cubriendo su puesto Jiménez de Garnica). Por último, Manuel Codoni (Director del Area Jurídica de la compañía) sustituía hace apenas seis meses a Carlos López Blanco, que cambió a IBM por Airtel. ¿No son demasiados cambios?

Tras todos estas sustituciones, el Comité de Dirección de IBM España está compuesto, además de por Juan Carlos Usandizaga, José Ramón Jiménez de Garnica y el propio Carlos López Blanco, por Mariano Sancho (Director de Logística), Pedro Isabel (Director Financiero) y Federico Castellanos (Director de Recursos Humanos). ¿Es posible -nos preguntamos- establecer una estrategia a medio plazo cuando la cúpula directiva de la empresa se reorganiza cada poco tiempo y se renueva en un importante porcentaje? La pregunta que surge a la hora de observar estos movimientos es si la renovación de la cúpula directiva permitirá insuflar un aire nuevo al estilo de dirección de la compañía. Los resultados económicos de IBM España, que se harán públicos en este mes y que prebisiblemente ofrecerán un crecimiento muy importante de los beneficios, parecen refrendar que la compañía ha encontrado nuevamente el modelo de gestión adecuado.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información