PUBLIRREPORTAJE | Noticias | 07 MAR 2018

El CFO como copiloto del CEO para cumplir con GDPR

Así lo afirma Jorge Pérez, director de ventas de Analytics & Insights de SAP España, quien apela a que el 'rol' del CFO va más allá de sus funciones contables tradicionales fruto de la disrupción digital.
SAP empleados directivos
Redacción

Los CFO (Chief Financial Officer) están liderando la siguiente fase de transformación digital de las compañías con el deber principal de hacer frente a los nuevos desafíos de adaptar sus finanzas y sus procesos a este nuevo entorno. Para ello, SAP propone una serie de pilares entre los que destaca: estrategia y análisis; rendimiento del negocio; riesgo y cumplimiento de normativas; por último, eficiencia.

La transformación digital de las finanzas se apoya en tecnologías como Big Data, Cloud, redes de negocio, experiencia de usuario, Inteligencia Artificial y Machine Learning, analítica predictiva y soluciones de simulación. Y el núcleo digital sobre el que se asienta esa transformación es SAP S/4 HANA. Para Jorge Pérez, Analytics & Insights Sales Director de SAP España, “el CFO se ha convertido en el copiloto del CEO fruto de la disrupción digital”.

SAP completó meses atrás su catálogo sobre el ámbito de cumplimiento de normativas y gestión de riesgos con la adquisición de Gigya y BigID, dos compañías muy presentes en el área de la privacidad de la información y gestión de datos. La propuesta de valor de SAP abarca también las soluciones de GRC, que llevan embebidas las capacidades necesarias para ayudar a las empresas a cumplir con el nuevo reglamento. También se integra con otras soluciones existentes en las empresas, con un Coste Total de Propiedad asociado a GDPR reducido al emplear soluciones e infraestructuras ya implantadas en la organización.

Aunque parece claro que el proceso debe estar liderado por el DPO, éste necesita de la implicación de toda la organización, desde los niveles más altos (CEO, CFO, CISO, CIO, etc.) a los más bajos y de las áreas de Gestión, TI y áreas Financiera y Legal. Y el 90% de las empresas van a recurrir a ayuda externa para implementarlo.

El plan de acción debe contar con una auditoria de datos para identificar dónde se encuentran, dado que el 80% de ellos son datos oscuros (no están indexados ni tienen metadatos). También es necesario establecer el gobierno de los datos, el control de los mismos con un marco legislativo de seguridad que establezca dónde están, quién tiene acceso a ellos, o qué hacer en caso de que se produzca una brecha de seguridad, así como la gestión del ciclo de vida del dato.

Según un estudio encargado por SAP y llevado a cabo por IDC, solo el 35% de las compañías de nuestro país están preparadas para cumplir con GDPR a pesar de que el 45% asegura tener planes para estarlo a lo largo del año.

La responsabilidad sobre la gestión y el tratamiento de datos, en la mayoría de las ocasiones, recaerá principalmente en la figura nombrada como DPO, abanderado de dicha transformación dentro de la organización. La consultora reafirma que el 60% de las compañías han optado por nombrar como DPO a alguien de dentro de la propia organización. Éstos deberán también informar sobre posibles brechas de seguridad que se produzcan dentro del plazo de 72 horas desde que se produjera la brecha o filtración.

La nueva normativa de protección de datos de la Unión Europea, ha sido la protagonista de la jornada CFO Experience Day, celebrada en Madrid. La conferencia, organizada por SAP, ha contado con la asistencia de 350 personas, una cifra que pone de manifiesto el interés que despierta en las empresas el nuevo papel del CFO y el cumplimiento de GDPR.

 

 

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios