Tecnología | Noticias | 21 NOV 2017

Dominando el paisaje 'multicloud'

El artista John Constable dijo una vez que "no vemos nada hasta que realmente lo comprendemos". Esta sentencia es cada vez más aplicable a la odisea por la que atraviesan en estos momentos un gran número de empresas en su aproximación al 'cloud'.
nubes multicloud clouds
Álex López de Atxer

Diseñar una arquitectura eficaz en la nube es muy parecido a enfrentarse a un lienzo en blanco. En ese momento nos damos cuenta de que habrá que superar numerosos y complejos desafíos, que tienen que ver con aspectos relacionados con el control y con las políticas. Lo mejor, para poder avanzar, será definir los objetivos desde el principio y evitar perderse en los detalles.

Impulsado por una potente visión, el lienzo de la nube puede alcanzar una dimensión infinita en su capacidad y potencial para desbloquear otras realidades de negocio. Las empresas más avanzadas ya están explorando nuevos entornos con el fin de maximizar el rendimiento de sus aplicaciones manteniendo, al mismo tiempo, los niveles de seguridad. En la actualidad, las estrategias "cloud first", en las que se analiza hasta el más pequeño detalle de las soluciones basadas en la nube antes de llevar a cabo cualquier nueva inversión en TI, están impulsando niveles de innovación inimaginables hasta hace relativamente poco tiempo.

La orquestación de aplicaciones es un arte preciso y debe orientarse, específicamente, a satisfacer las necesidades del negocio. Con la paleta operativa adecuada, las empresas pueden escalar e implementar en cualquier plataforma cloud para mejorar su rendimiento con un mayor control, flexibilidad y seguridad. De esta forma, compañías como Salesforce, Workday, BP o Deliveroo ya han adoptado con éxito la nube y están experimentando un gran crecimiento, gracias a su capacidad para adaptar con agilidad sus operaciones hacia los nichos de mercado en los que se encuentra el negocio.

En el Informe State of Applications Delivery Report 2017, que publicó F5 Networks hace unos meses, ya se decía que el número de organizaciones globales cloud-first había pasado del 33% en 2016 al 47% este año. Asimismo, el 32% de las organizaciones preguntadas afirmaban que ya estaban adquiriendo soluciones para la nube pública; la intención del 20% era tener la mitad de sus aplicaciones en la nube y un 86% dijeron estar comprometidos con las arquitecturas multicloud.

Está claro que los responsables de TI desean servicios que entreguen, administren y protejan sus aplicaciones en la nube al mismo nivel que en sus centros de datos. Por ello, evitar el desarrollo de multiclouds sin timón y simplificar las complejidades relacionadas resulta vital para determinar qué cargas de trabajo se adaptan a los entornos adecuados. Esto significa que es necesario considerar factores como la entrega de aplicaciones y las capacidades de seguridad que ofrece cada proveedor cloud, así como las dificultades relacionadas con la falta de visibilidad y control.

 

Un mundo 'multicloud'

Desarrollar una arquitectura cloud adecuada para cada negocio puede parecer una tarea desalentadora. Siguiendo con el paralelismo del arte, otra eminencia en plasmar paisajes con un alto protagonismo de las nubes, como fue JMW Turner, dijo que “solo cuando no tememos podemos comenzar a crear”.

Claramente, superar la reticencia y la aversión al cambio es fundamental para beneficiarse del universo multicloud. El gran desafío es que una multitud de entornos a menudo se convierte en un panorama lleno de políticas de seguridad y de compliance inconsistentes. Además, las múltiples arquitecturas en la nube pueden llegar a agravar las deficiencias en las habilidades de TI y limitar la utilidad y el valor de las inversiones existentes.

Las organizaciones también se enfrentan al dilema de agregar más aplicaciones y servicios para empleados o de controlar el crecimiento del centro de datos. Hay que destacar que la administración de diferentes servicios en múltiples nubes puede volverse costosa rápidamente debido a una asignación ineficiente de los recursos, a un tiempo de servicio más prolongado de lo previsto o a un alargamiento del time to market.

Por lo general, las empresas ya no se sienten cómodas viéndose encerradas en arquitecturas propietarias y se muestran atraídas por otras opciones, como las soluciones de código abierto. Con un paquete de soluciones en la nube a la medida de cada negocio, es posible aplicar consistentemente servicios de aplicación completos a través de nubes privadas, públicas e interconectadas, incluyendo SSL, seguridad y control de acceso.

El aprovechamiento inteligente de la nube múltiple también brinda a las empresas la flexibilidad para desarrollar, probar y escalar fácilmente aplicaciones en entornos de contenedor. Si se realizan correctamente, las soluciones multicloud pueden ayudar a las compañías a aprovechar los recursos de la nube pública, utilizando sofisticadas tecnologías gateway para hacer funcionar las carga de trabajo y orquestar de manera eficiente una conexión segura a los servicios de las aplicaciones.

 

Pintando una visión

La flexibilidad y la escalabilidad son esenciales para la migración de las aplicaciones a la nube, al mismo tiempo que reducen la infraestructura y los costes operativos. No debería haber límites para llevar a producción un número indeterminado de aplicaciones en un mundo interconectado y en rápido desarrollo.

John Constable también dijo que "es difícil encontrar un paisaje en el que el cielo no sea el punto clave”. Crear una obra maestra nunca resulta sencillo, sin embargo, la creciente disponibilidad de servicios y plataformas seguros en la nube, si se despliegan con claridad y propósito, hace posible crear una estrategia con políticas y controles consistentes. No hay otro camino para evitar los bloqueos y lograr una mayor flexibilidad de despliegue para un tiempo de comercialización más rápido. Un mundo de múltiples nubes como el actual supone una gran oportunidad para la creatividad. Es el momento de aprovechar sus ventajas para mantener al negocio en el marco del crecimiento.

 

El autor de este artículo es Álex López de Atxer, director general de F5 Networks

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información