Tendencias | Noticias | 10 JUL 2018

Maroto anuncia una inversión de 100 millones de euros para la digitalización de las pymes

La nueva ministra de Industria, Comercio y Turismo, que ha participado en la primera jornada del evento principal de DigitalES, ha señalado que la hoja de ruta de la economía digital de España pasa por la formación, la colaboración público-privada y el fomento de la digitalización en la empresa española.
Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo.
Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo.
M. Moreno

 

Entre las empresas y las administraciones públicas se ha generado una obsesión por contar y formar, por innovar y por no ser comparsa de un nuevo ecosistema, el digital, que necesita de líderes y que, irremediablemente, cambiará el futuro de la economía y la sociedad en su conjunto. Esa obsesión, que encarna perfectamente Eduardo Serra, presidente de DigitalES, es la motivadora del primer evento que la nueva patronal de la industria tecnológica está celebrando esta semana en Madrid. Una cumbre que trata, según el propio Serra, sobre la profundidad de la revolución que estamos viviendo, que, en comparación y por añadido a las anteriores, “sustituirá también a las neuronas por las máquinas”. 

Dicha obsesión pasa también por abrir el sector a todos los terrenos, desde la economía a la política. Y, por supuesto, otro de los grandes objetivos pasa por traspasar fronteras. España tiene su terreno de juego en la Unión Europea y debe competir al más alto nivel. Los índices indican buena salud a nivel de infraestructura y, tal y como ha subrayado el presidente de la asociación, si el avance en economía digital sigue siendo positivo, se prevé crecer cerca de un 1,5% al año  de aquí a 2025 para un indicador que ahora mismo supone el 5,6% del PIB del país.  Pero en el cómputo global, el que determina la clasificación general, España suspende. Se encuentra por debajo de la media del Viejo Continente en digitalización.

Por ello, la obsesión de DigitalES era atraer a estas jornadas a todos los que piensa pueden ser actores relevantes de este panorama. Especialmente al nuevo Gobierno, que ha estado representado en la apertura por Reyes Maroto, ministra de Industria, Comercio y Turismo. Las nuevas tecnologías han impregnado también todas las carteras y “la transformación digital es una de las principales palancas para mejorar la economía y la competitividad”, ha señalado. La política ha basado su intervención en dos de las claves que, según ella, hay que incentivar con urgencia. Por un lado, el apoyo a la pyme, la estructura que conforma, prácticamente en su totalidad, el tejido industrial español. Por ello, ha anticipado el lanzamiento de un paquete de ayudas de 100 millones de euros para la digitalización de estas empresas, así como un plan para el comercio minoritario para fomentar el acceso el comercio online.

Por otra parte, ha indicado, otra de las grandes tareas de España es la creación de talento. En este aspecto, el país se encuentra en el puesto decimocuarto del DESI (Índice de Economía y Sociedad Digital). “Queremos fomentar las profesiones STEM, actualizar a los trabajadores con políticas activas de empleo y garantizar la inclusión para que todo el mundo tenga un mínimo de competencias digitales. 

Maroto ha aprovechado también para tender  la mano a la patronal para establecer una hoja de ruta mediante la creación de grupos de trabajo con otros ministerios y ha animado a las empresas digitales a la colaboración para “conseguir juntos” los objetivos.

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios