Tecnología | Noticias | 25 MAY 1998

IBM presenta la quinta generación de sus S/390 basados en tecnología CMOS

"Si el sistema 390 dejara de funcionar, también dejaría de hacerlo la economía occidental, ya que dos tercios de los datos involucrados en el sostenimiento económico mundial residen en estos sistemas de IBM". Así explicaba Alvaro Alvarez Santullano, máximo responsable en España de la clásica plataforma mainframe de IBM, el alcance real, en volumen y en criticidad, de la gama más alta de sistemas de la compañía.
Ana Huerta

En la presentación del S/390 G5, el nuevo modelo de este tipo de sistemas, Alvarez Santullano destacó que las nuevas máquinas son capaces de gestionar hasta 800 millones de accesos vía Internet diariamente.

Los nuevos S/390, que constituyen la quinta generación de sistemas CMOS desde que IBM abandonara la tecnología bipolar como eje de sus grandes sistemas, son un 50% más potentes que sus antecesores, los G4, especialmente cuando se configuran en clusters.

La nueva gama incorpora 16 modelos y está basada en procesadores que operan a velocidades de 465 MHz y todos los miembros de la familia poseen una capacidad de crecimiento de diez veces desde el menor al mayor. "Para evidenciar la potencia de esta nueva familia, solo cabe decir que el techo de la gama proporciona una potencia de 900 MIPS (millones de instrucciones por segundo)".

Los nuevos servidores, como le gusta a IBM llamar a sus 390, desterrando la palabra mainframe por pura corrección política, disponen de mayor capacidad de memoria y de un diseño del sistema compensado que aporta el ancho de banda de entrada/salida necesario para facilitar la conexión a las redes de empresa y conseguir que el acceso a la información resulte más eficaz.

La incorporación de la arquitectura FICON de entrada/salida con nuevos canales a velocidades cercanas a 100 Mbytes/segundo, o la posibilidad futura de integrar los S/390 en redes Ethernet a 1 Gigabit (red local de alta velocidad con un ancho de banda 10 veces superior a Fast Ethernet) son innovaciones que garantizan importantes mejoras de rendimiento en aplicaciones de ERP, business intelligence y e-busines que implican la utilización de grandes volúmenes de datos.

IBM también ha mejorado las funciones de seguridad de su coprocesador criptográfico integrado con la incorporación de Triple DES, que proporciona un significativo aumento del rendimiento en la encriptación y decriptación de la información. Además, IBM ha obtenido la aprobación del gobierno de los Estados Unidos para expotar Triple DES en los servidores S/390 G4 y S/390 G5, a entidades financieras de todo el mundo.

Resultados y previsiones

Alvarez Santullano critica abiertamente las posturas que anunciaron a principios de los 90 la muerte del mainframe, sustituyéndolo por la corriente del downsizing hacia arquitecturas cliente/servidor. "La concepción cliente/servidor ha sido uno de los grandes fiascos de esta década. No ha respondido a lo que se esperaba porque los clientes en realidad lo que querían no era un downsizing sino un Adowncosting. El mainframe no esta muerto, todo lo contrario. De hecho desde 1994 hasta hoy la cantidad de MIPS instalados no ha hecho más que crecer".

En esta línea, Santullano afirma que en 1994 los MIPS instalados aumentaron en un 40% y un 50% en 1995, mientras que el año pasado el índice de crecimiento fue del 75%.

"En España, además, el índice de crecimiento es superior al del resto de los países europeos, lo que indica que hay una demanda real de capacidad de proceso en España".

En relación a los resultados del primer trimestre de 1998 dentro del área de servidores de IBM, Santullano explicó que "el crecimiento no se puede desglosar por plataforma con cifras específicas pero sí podemos decir que este primer trimestre ha sido el mejor de toda la historia de los sistemas AS/400 y el mejor de los últimos tres años en el área de los RS/6000".



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios