Tecnología | Noticias | 19 DIC 2003

La AUI crea un punto de encuentro, Pepi-ii.com, para luchar contra el correo basura

Empresas, usuarios e instituciones públicas y privadas españolas se han unido para "conseguir que Internet no se desprestigie ahora que se está consolidando como herramienta de trabajo y ocio, con el correo basura", según explicó en la presentación del proyecto Pepi II, Miguel Pérez Subías, presidente de la Asociación de Usuarios de Internet (AUI), institución impulsora del proyecto.
Patricia Torralba
La AUI calcula que de los 700 millones de buzones electrónicos existentes, sólo un 40% del correo que reciben es útil. El resto es “basura” o spam y su coste para los europeos es superior a los 10.000 millones de euros al año. Según IDC, el número de buzones alcanzará la cifra de 1.200 millones de euros en el 2005, a través de los cuales se intercambiaran más de 3.000 millones de mensajes.“Estamos ante un fenómeno global y complejo que requiere, además de regulación, actuaciones que contemplen sensibilización, formación y soluciones técnicas y que cuenten con la colaboración y participación de todos los que hacen posible la existencia del e-mail”, comenta Pérez Subías. Por ello, el proyecto Pepi II está basado en la colaboración de todas las partes implicadas, es decir, proveedores de correo, creadores de páginas web, usuarios y Administración y coincide con la aprobación de una norma contra el correo basura por parte del Gobierno de Estados Unidos. “Nosotros podemos controlar los correos que envían las empresas españolas pero no las que llegan del extranjero, y hay que tener en cuenta que la mayoría del correo basura procede de empresas no nacionales”, asegura Jorge Pérez Martínez, director general para el Desarrollo de la Sociedad de la Información del Ministerio de Ciencia y Tecnología.
En concreto, Pepi II cuenta con la participación de Correos, Microsoft, Ministerio de Ciencia y Tecnología, Red.es, Symantec, Terra y el Ayuntamiento de Zaragoza. La puesta en común y el intercambio de conocimiento, información y herramientas es el punto de partida y primera meta del proyecto. En paralelo se desarrollan herramientas de análisis, instrumentos para conocer la evolución y el uso del e-mail y utilidades para facilitar la gestión de incidencias, todas ellas orientadas a tres colectivos con necesidades y propósitos diferenciados. Entre los objetivos se encuentra el conseguir incorporar aquellos elementos básicos ya soportados por el correo tradicional como la firma y el sobre (confidencialidad), poner freno a los abusos que con él se cometen (propaganda y publicidad no deseada) y que se normalice como herramienta de uso habitual para el intercambio de información entre ciudadanos, empresas y administraciones.

Pepi-ii.com , un espacio al servicio de los usuarios
Dentro del proyecto, la AUI ha creado la página web Pepi-ii.com para que los usuarios del correo electrónico puedan disponer de la información, consejos básicos permanentemente actualizados, sistemas para que sus quejas lleguen a los "lugares que tienen las soluciones" de una forma sencilla, y de una barra de herramientas para incorporar a su navegador con las ultimas aplicaciones para evitar y combatir los abusos, con filtros y facilidades para realizar denuncias sobre el correo no solicitado o correo basura popularmente conocido como spam. Estarán presentes en el área dedicada al usuario los servicios que añaden calidad al correo electrónico como son los certificados digitales, las notificaciones telemáticas seguras y otros servicios administrativos relacionados con la calidad de los correos electrónicos.
Para los creadores de contenidos y desarrolladores de software, que pueden contribuir a evitar los abusos, asegurando que los correos que aparecen en las páginas web que gestionan no sean utilizados por los creadores de correo basura (spammers), Pepi-ii.com facilitará herramientas para ocultar el e-mail a los "intrusos", consejos para gestión de contenidos, sistemas para incluir en la web sondas que faciliten detalles de cómo utilizan los spammers su web como fuente de abuso.
Por su parte, los proveedores de servicios de e-mail dispondrán de un espacio de acceso restringido en Pepi-ii.com en el que se irán incorporando herramientas para la gestión de incidencias entre Administradores que facilitarán la interacción con responsabilidad en esa actividad. La creación de una base de datos con contactos técnicos, administrativos y de gestión de todos los proveedores que operan en España y que gestionan más de 25.000 buzones de correo, supondrá un elemento dinamizador de la comunicación en el sector. Herramientas de análisis, estudio y test, acompañadas de un repositorio de documentación y de foros de debate para los administradores en la red y presencial, facilitarán el debate, la búsqueda del consenso y la adopción de medidas conjuntas por todo el colectivo.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios