Turismo

Las ayudas europeas, una oportunidad de crear un nuevo mercado digital de turismo

Desde la patronal Ametic observan la llegada de las ayudas europeas NextGenerationEU con optimismo, aunque para que lleguen a buen puerto será fundamental una comprensión del mercado y un diálogo entre todas las partes de la industria.

fondos europeos

La actividad turística supone en España más del 12,4% del PIB y cerca del 12,9% del empleo. En 2019, España ocupaba el segundo puesto mundial en gasto realizado por turistas (un total 89.856 millones de euros, según datos del Gobierno) y en recepción de número de turistas extranjeros (más de 83 millones). El zarpazo de la pandemia paró de forma súbita la actividad de este sector. El plan de recuperación previsto es, al igual que la crisis sanitaria, excepcional. El paquete de medidas acordado por el Consejo Europeo de julio de 2020 asciende a 800.000 millones de euros de los que 140.000 se destinarán a España.

De las diez políticas tractoras establecidas por el Gobierno en España, la quinta es la referida a la “Modernización y digitalización del tejido industrial y de la pyme, recuperación del turismo e impulso a una España nación emprendedora” en el que se enmarca el denominado componente 14 o “Plan de modernización y competitividad del sector turístico”.

“Estas líneas de ayuda pueden acelerar el proceso de recuperación, pero el gran objetivo es preparar al sistema turístico español para un futuro competitivo”, advierte John Mora, vicepresidente de la Comisión de Smart Cities y Turismo Inteligente de Ametic, en una conversación telefónica con este medio. Y para llevar a cabo este objetivo, además de ejecutar las ayudas públicas que llegarán en los próximos años, es fundamental trazar una hoja de ruta, garantizar la colaboración público-privada e incorporar a la pyme en el centro de la estrategia.

“Las empresas del sector, especialmente las grandes, ya hicieron sus trabajos de digitalización hace tiempo. Ahora ya están hablando de algoritmos y van muy avanzados, pero es verdad que el sector turismo [español] tiene fundamentalmente una estructura empresarial pyme, está totalmente atomizada y ocupa todo el espacio territorial”, ha dicho. Por eso, Fitur 2022 ha querido llegar a este sector y hacer un llamamiento a la digitalización. En esta línea, Mora resume el evento  como “la constatación de que ya el sector tecnológico es parte consustancial al sector turístico”.

Un nuevo mercado digital con el turista conectado en el centro

La primera convocatoria de ayudas tiene un presupuesto de 25 millones de euros y está dirigido, tal y como establece el Gobierno en las bases, “al desarrollo e implantación de proyectos tecnológicos singulares y transformadores”. La visión de la patronal sobre la tipología de proyectos a priorizar coincide con la de la Secretaría de Estado de Turismo. Tal y como declaró Fernando Valdés, el secretario de Estado de Turismo, con motivo del anuncio, la competitividad hoy tiene que ver con el desarrollo de “nuevas capacidades digitales que nos ayuden a atraer clientes y mejorar su experiencia”.

John Mora también destaca la idea de poner al turista, como cliente, en el centro. “Es fundamental priorizar los mecanismos que ayuden a sincronizar los esfuerzos de digitalización de la parte pública con la privada para que estos esfuerzos repercutan positivamente en el cliente, el turista. La propuesta de valor al turista conectado debe ser la suma de las propuestas de valor de la parte pública del destino más las pymes”, ha declarado.

La dotación de recursos ayudará a impulsar también programas que ya existían pero que carecían del presupuesto público suficiente como para ponerlas en marcha. Es el caso de la RDTI (Red de Destinos Turísticos Inteligentes) promovido por el Ministerio, participado por todos los agentes del sector y coordinado por Segittur. Esta Red tendrá un beneficio lateral, confía Mora, que será la creación de un nuevo mercado digital.

Hoja de ruta y diálogo

Preguntado por la forma en que las ayudas deben llegar a las empresas para conseguir el objetivo de revitalizar el sector para aumentar su competitividad en términos digitales, el portavoz considera fundamental entender en qué punto de digitalización están las empresas y a partir de ahí llevar a cabo una hoja de ruta con tres ejes fundamentales. “Hay empresas que todavía requieren una primera fase de asimilación de los beneficios que traen consigo las tecnologías digitales. Son compañías que han tenido algún contacto con alguna solución tecnológica, pero muy leve. Primero hay que empezar por digitalizar que la propuesta de valor de la empresa turística llegue al mercado. Luego, hay que destinar acciones a la digitalización de los procesos negocio para después empezar, cuando corresponda y las áreas básicas de las empresas ya estén digitalizadas, a jugar con las tecnologías habilitadoras”, ha recomendado.

El plan de recuperación y la lluvia de millones de euros que traerá consigo suponen un enorme esfuerzo para las administraciones públicas. Preocupa la capacidad de previsión, de tramitación, de contratación y vigilancia de todos los mecanismos y ayudas concedidas. También la capacidad operativa de la industria para comprimir en un espacio estrecho todas las solicitudes de ayuda de servicios digitales. La forma de hacerlo, según Ametic, es a través del diálogo. “Hay que hacer una llamada a la concertación y complicidad. Ninguna de las dos partes [CCAA y destinos turísticos] será capaz de llevarlo a cabo en solitario”, ha advertido. El objetivo es común: llevar a cabo la mayor ejecución de los fondos posible, que el dinero llegue al sector y que la parte que llegue al público redunde en una mejora de las condiciones de negocio del sector privado.



Contenido Destacado

Webinar Ondemand

Especial Sanidad

Communications Platform for Business

Be Data Ready

Partnerzones



Registro:

Eventos:

 

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

IDG Research