Entrevistas | Artículos | 26 NOV 1993

Entrevista con Angel Modrego, Director de Marketing para el Mercado Educativo de Apple España: Macintosh es una plataforma tremendamente comunicativa.

Luzdivina García.

La incorporación de las nuevas tecnologías al mundo de la educación se ha visto ralentizada en muchos casos, por la mentalidad del profesorado y agentes relacionados con este entorno, reacios a adaptar la formación a las nuevas herramientas. En este panorama, Apple, con su canal dedicado a dicho mercado, ha cumplido un papel importante desde su aparición en España en 1985, lo que le ha llevado a alcanzar en el pasado año un 19% de la cuota de mercado educativo, destacando fundamentalmente en el mundo universitario.

Cuándo se inició la relación o el acercamiento de Apple Computer al mundo de la educación?

- El inicio fue muy próximo a la fundación de Apple como compañía. Asimismo, con la aparición del Apple II, se produjo una gran penetración, sobre todo en Estados Unidos, de este ordenador en el mundo de la educación. Desde luego, con la introducción del Macintosh y la experiencia adquirida anteriormente con la otra máquina, la orientación y el compromiso hacia este segmento se adoptó inmediatamente. En España, desde que Apple Computer se estableció como delegación de la firma, se destinaron personas de la plantilla al desarrollo de este mercado.

¿Cuál es el compromiso en estos momentos de Apple España con este entorno?

- Hacer todo lo que esté en nuestras manos, que sabemos que es mucho. En lo que a España respecta, la máxima manifestación del compromiso de Apple, se concreta en que en este país somos el único fabricante, que tiene un canal con una clarísima especialización dirigida a la educación y con muchas actividades que desde aquí se realizan y de las cuales me responsabilizo, con el fin de que este mercado obtenga una respuesta a sus demandas. Aunque, tengo que señalar que mundialmente también existe un compromiso claro de Apple, el cual se manifiesta a través de las divisiones dedicadas a educación, con las que tenemos bastante relación y proyectos conjuntos de desarrollo de soluciones.

¿En qué se concretan estos compromisos, quizás en el precio?

- Bueno, el precio es un aspecto a destacar, pero no el más importante. El hecho de que haya personas dedicadas al desarrollo de este mercado, al contacto con universidades y algunos colegios, ayudándoles muy de cerca, y la circunstancia de que yo mismo, esté como un puesto dentro de la compañía, creo que son indicadores claros. Aunque, también está la cuestión del precio. Desde la introducción del Macintosh hasta hoy día, nunca se ha roto ese compromiso de hacer ordenadores más asequibles económicamente al mundo de la educación. Quizás sea el aspecto mas visible en el mercado, pero no es el más importante.

¿Cuáles son las razones que llevaron a Apple a acercarse al mundo de la educación, quizás porque se veía en él un mercado potencial o porque, se trata de una compañía formada por gente joven?

- Digamos que el hecho de ser una compañía de gente joven hace que seamos más sensibles ante este tipo de cosas. Pero la razón es más profunda, probablemente venga de la época del Apple II, cuando se vivieron experiencias educativas muy satisfactorias. Esto hace que, lógicamente, si una solución encaja muy bien, ya no sólo en un mercado sino en una experiencia, te encuentres con mucha fortaleza, para que cuando se desarrolle un producto más innovador y con más posibilidades en ese mundo, lo orientes hacia él. También, se trata de un aspecto de tipo estratégico, nos parece muy interesante apoyar al mundo de la educación simplemente, porque cuando una persona se está formando tiene un gran grado de receptividad hacia lo que toca y aquella herramienta con la que se familiariza en esos momentos, tendrá más posibilidades de convertirse en su instrumento de trabajo en un futuro. Pero además, el hecho de que en el aprendizaje una persona se encuentre con un interfaz amigable, con unas aplicaciones diseñadas de forma coherente, etc nos hace darnos cuenta claramente de que les estamos facilitando la tarea, lo cual es un hecho muy importante.

¿Cuáles son las pautas que marca la política educativa de Apple España?

- Existen varios grados educativos como son EGB, BUP, COU, la formación universitaria, educación de postgrado, Formación Profesional, etc y cada uno de estos sectores tiene una consideración diferente. Dónde nosotros, realmente, hemos roto los esquemas desde hace muchos años y ahora tenemos una presencia líder, es en la universidad. Allí, se ha manifestado Apple en toda su fuerza y ha encontrado personas con una receptividad enorme, que además han visto en Macintosh no sólo una herramienta idónea para hacer sus trabajos de investigación y para aplicar a la docencia, sino una plataforma con la que a nivel de investigación, hablan de tú a tú con colegas de todas las partes del mundo. La mayoría de los desarrollos se están haciendo sobre nuestro entorno, convirtiéndose así en el lenguaje común internacional de muchos departamentos de investigación. También, está presente a nivel de docencia e incluso de salas de usuarios o de algunos centros, que hemos promovido por muchas universidades españolas y que denominamos CIS (Centros de Información y Servicio). Además, nos hemos dirigido a los alumnos, dónde Macintosh tiene una amplia representación y una gran facilidad para encontrarse con ellos especialmente en la universidad. A nivel de colegios, tenemos presencia importante en algunas congregaciones particulares, aunque no llegamos a las cifras de la universidad. Sin embargo, nuestra participación es muy pequeña en el sector público, debido al programa Atenea que ha fomentado un estándar de desarrollo informático en este sector, basado en plataforma DOS y un poco en Windows. En Formación Profesional tenemos en marcha algunas experiencias muy interesantes, al igual que en escuelas de negocios, dónde la penetración es muy importante, como consecuencia lógica del paso de la universidad a estos centros, en los que los alumnos reclaman nuestro estándar.

¿Qué finalidad tiene la presencia de su compañía en este mercado?

- Buscamos tener un buen posicionamiento en el sector educativo en general, lo que sucede es que todo el mundo se plantea, dónde concentrar sus esfuerzos. Nuestra política es no desatender a ninguno de los segmentos, para ello tenemos personas y distribuidores que mantienen todo tipo de cuentas. Pero también, por política en este año en concreto, nuestros mayores esfuerzos se van a dirigir al segmento universitario, donde somos más fuertes y dónde queremos seguir siéndolo. Además, tenemos experiencias puntuales ya planteadas para desarrollar, en lo que denominamos educación no universitaria o preuniversitaria. En Formación Profesional también, hay una línea abierta que queremos intensificar, ya que este año se van a hacer esfuerzos importantes en este área y nosotros queremos estar ahí. En cuanto a las Escuelas de Negocios pretendemos llevar a cabo una potenciación de nuestra actividad, porque el liderazgo de Apple allí también es notable y merece la pena. Pese a todo esto, hay que señalar que no establecemos diferencias en lo que se refiere al trato que damos al mundo de la Universidad y al resto de segmentos. Lo que sucede es que nuestros esfuerzos se dirigen ahí, sobre todo en la disponibilidad de tiempo de las personas involucradas.

¿Cuáles son las razones por las que no participáis en el Proyecto Atenea y, por lo tanto, vuestra presencia en el sector público es mínima?

- El Ministerio analizó la oferta que había. Era un momento, en que Macintosh había aparecido recientemente y con sinceridad, estaba a unos niveles de precio bastante elevados. Además, la disponibilidad de software no era excesiva y pareció como una máquina que estaba un poco apartada. Asimismo, ya había un cierto grado de desarrollo de la plataforma que llamaban IBM/PC/Ordenador Compatibles y, aunque estoy convencido de que se evaluaron las ventajas gráficas de nue

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios