Tecnología | Noticias | 28 MAY 2007

El pacto entre USA y Europa para compartir información sobre pasajeros podría retrasarse

Tags: Seguridad
El principal guardián de la privacidad de datos en Europa, Peter Hustinx, confía en que la UE y Estados Unidos lleguen a un acuerdo sobre cómo compartir información de los pasajeros que atraviesan el Atlántico. No obstante, no cree que ello pueda ocurrir en el plazo convenido, que fija como fecha tope el próximo julio.
Computerworld

“Será duro conseguirlo, pero habrá un acuerdo al respecto”, ha declarado Hustinx, supervisor de la UE para European Data Protection. Y es que, según Hustinx, existen todavía muchos obstáculos para el encuentro de perspectivas entre Estados Unidos y Europa.

Michael Chertoff, secretario de Seguridad Interior de Estados Unidos viajó hace unos días a Bruselas para intentar un acercamiento de los responsables de la política Europea hacia la posición de su país, que promueve utilizar al máximo posible cualquier dato para combatir el terrorismo.

Por su parte, Hustinx opina que el acuerdo provisional actualmente vigente tendrá que ser ampliado hasta alcanzar un consenso a largo plazo. “Si las conversaciones evolucionan en la dirección adecuada creo que el acuerdo transitorio podría ampliarse”, ha declarado.

Sin un pacto al respecto, las aerolíneas se enfrentan a la posibilidad de ser encausadas ya sea por las autoridades de protección de datos europeas -si respetan las exigencias estadounidenses y facilitan información sobre sus pasajeros- o por las de Estados Unidos si se adhieren a las normas europeas negándose a hacerlo.

El acuerdo previo que permitía compartir datos con las autoridades americanas fue anulado por la Corte de Justicia de Europa en aras de la privacidad de sus ciudadanos. La Corte, no obstante, accedió a un pacto interino, básicamente sustentado sobre el primer acuerdo, hasta que se alcanzara uno nuevo.

Estrechez de miras
Hustinx ha declarado sentirse decepcionado por la regulación de la Corte, muy enfocada en cuestiones técnicas y detalles. “Habría preferido una actitud que asumiera una visión de la esencia del asunto”, ha explicado. Según Hustinx uno de los principales problemas del acuerdo anterior era el denominado mecanismo “pull” que permitía a las autoridades de Estados Unidos conseguir información sobre los pasajeros a su antojo.

En opinión de Hustinx la situación podría solucionarse sustituyendo el mecanismo de “pull” (tirar) por el de “push” (empujar). En el primer modelo Estados Unidos toma la información que le interesa, convirtiéndose en agente; en el segundo, Europa es la que toma la decisión y ejecuta la acción de entregar la información de que se trate.

Pero ni siquiera un consenso en este punto será sencillo. Para llegar a un acuerdo, Europa tendrá al menos que renunciar en parte a su control sobre los datos, dado que Chertoff dejó claro en su visita a Bruselas que las agencias de su país desean al menos tener acceso a la información cuando lo deseen. Este punto fue subrayado por Chertoff como “innegociable”.


Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios