Negocio
Empresa
Tecnología
ChatGPT

OpenAI establece su sede fiscal en Irlanda para operar en el Viejo Continente

La compañía que capitanea Sam Altman sigue el paso de otras multinacionales del sector al afincarse en Irlanda para impulsar el negocio europeo de ChatGPT y obtener ventajas tributarias y laborales.

OpenAI ChatGPT
Foto de Levart_Photographer (Unsplash).

La compañía propietaria del icónico ChatGPT, OpenAI, establece su sede fiscal europea en Irlanda para operar en el Viejo Continente. Con este movimiento los de Altman pretenden impulsar las versiones de pago de su inteligencia artificial (IA) generativa. Así, según avanza elEconomista.es, la organización ya estaría tributando por sus operaciones en Europa mediante la subsidiaria OpenAI Ireland Limited, sociedad reconvertida en el nuevo proveedor de servicios de los clientes europeos. Sigue de esta forma a otras multinacionales del sector, grandes corporaciones y nombres propios que eligen las ventajas tributarias y laborales que brinda Dublín para situar sus respectivos cuarteles generales en la Eurozona. Entre ellos se encuentran gigantes como Google, Microsoft, Meta, Apple o Tik Tok.

Sam Altman, consejero delegado y fundador de la firma, ya había dejado entrever en ocasiones anteriores su simpatía por la nueva localización: “Combina mano de obra y talento con el apoyo a la innovación y el crecimiento empresarial responsable”. “En OpenAI creemos que la IA tiene el potencial de crear oportunidades para personas de todo el mundo. Para ello, estamos aumentando nuestra presencia en Europa con nuestra nueva oficina en Dublín”.

En este sentido, avanzaba el ejecutivo a través de su blog corporativo, “tenemos previsto ampliar nuestro equipo en Irlanda a lo largo de este año para impulsar nuestras operaciones, confianza y seguridad, comercialización, ingeniería de seguridad y trabajo jurídico como parte de nuestro compromiso continuo para servir mejor al mercado europeo".

 

En busca de la mejora continua

La decisión de OpenAI de focalizarse en las versiones de pago de ChatGPT, como ChatGPT Plus con suscripciones mensuales de 20 euros, ha motivado a la compañía a buscar las mejores condiciones económicas en territorio europeo. Esto incluye propuestas como Chat GPT Enterprise, así como las APIs que la empresa ya comercializa en todo el mundo para aquellos clientes interesados en personalizar ChatGPT. También alegrará el negocio el denominado GPT-4 Turbo y la futura GPT Store, cuyo debut está previsto para la próxima semana.

La bautizada como Tienda GPT servirá como un repositorio para GPT personalizados, que se pueden crear utilizando la funcionalidad de creación de OpenAI. La empresa plantea una variedad de casos de uso, incluida la enseñanza de matemáticas, el aprendizaje de las reglas de los juegos de mesa y más. "Creemos que los GPT más increíbles provendrán de los constructores de la comunidad", dijo OpenAI en noviembre.

Más allá de la colaboración con Irlanda desde una perspectiva fiscal, OpenAI también está comprometida con el desarrollo tecnológico del país. Muestra de ello, la alianza con la aceleradora juvenil irlandesa Patch, una organización sin ánimo de lucro que respalda a jóvenes talentosos entre 16 y 21 años en sus proyectos empresariales. Por otra parte, la empresa también ha mostrado su disposición a colaborar con el gobierno irlandés para apoyar su Estrategia Nacional de Inteligencia Artificial y trabajar con la industria, startups e investigadores para avanzar en el desarrollo tecnológico.



Webinar ondemand

Otros especiales

Revistas Digitales

DealerWorld Digital

 



Registro:

Eventos: