Negocio | Noticias | 20 MAY 2019

HPE compra Cray por 1.300 millones de dólares

La californiana absorbe la mítica empresa de supercomputación para “impulsar la próxima generación de informática de alto rendimiento y desempeñar un papel importante en el avance de la forma en que la gente vive y trabaja”, según su CEO Antonio Neri.
Cray 1
Imagen del Cray-1, superordenador diseñado por Seymour Cray y su equipo para Cray Research en los años 70.
Redacción

HPE sorprendía el pasado 17 de mayo con el anuncio de la compra de Cray, una empresa pionera en supercomputación, ubicada en Seattle y fundada en Minnesota por el informático Seymour Cray. La compañía, que fue adquirida en 1996 por Silicon Graphics y vendida en el año 2000 a Tera Computer, pasará ahora a manos de la tecnológica californiana por 35 dólares por acción en efectivo, en una transacción valorada en unos 1.300 millones de dólares. Se espera que ésta (sujeta a las aprobaciones regulatorias pertinentes) se cierre en el primer trimestre del año fiscal 2020 de HPE.

Absorber la tecnología de Cray supone sumar los sistemas de supercomputación de ésta, que pueden gestionar conjuntos de datos masivos, modelado convergente, simulación, inteligencia artificial y cargas de trabajo analíticas. Además de superordenadores, la empresa cuenta con sistemas integrados que ofrecen almacenamiento de alto rendimiento, interconexiones HPC de alto rendimiento y baja latencia, software y entorno de programación de sistemas HPC, análisis de datos y soluciones de inteligencia artificial.

Antonio Neri, presidente y CEO de HPE, valoraba así esta operación: “Las respuestas a algunos de los retos más acuciantes de la sociedad están enterradas en enormes cantidades de datos. Sólo mediante el procesamiento y análisis de estos datos podremos desbloquear las respuestas a los desafíos críticos de la medicina, el cambio climático, el espacio y más. Cray es un líder tecnológico global en supercomputación y comparte nuestro profundo compromiso con la innovación. Al combinar nuestros equipos y tecnología de clase mundial, tendremos la oportunidad de impulsar la próxima generación de computación de alto rendimiento y desempeñar un papel importante en el avance de la forma en que la gente vive y trabaja”.

Por su parte, el actual CEO de Cray, Peter Ungaro, afirmaba que “es una oportunidad increíble para unir la tecnología punta de Cray con el amplio alcance y cartera de productos de HPE, proporcionando a los clientes de todos los tamaños soluciones integradas y una tecnología de supercomputación única para abordar el espectro completo de sus necesidades de datos intensivos”.

Tecnología puntera en supercomputación

La tecnología de Cray está presente en las 100 mejores instalaciones de supercomputación de todo el planeta. La compañía, que facturó 456 millones de dólares en su último ejercicio fiscal (un 16% más respecto al año anterior) tiene fábricas en Estados Unidos y unos 1.300 empleados en todo el mundo. 

El último contrato anunciado por la compañía (de 600 millones de dólares) fue el sellado con el Laboratorio Nacional Oak Ridge del Departamento de Energía de Estados Unidos, donde Cray ha implantado un superordenador que será, según la propia compañía, “el más rápido del mundo”.

Según el último ranking de Top500, que listó el pasado mes de noviembre los 500 superordenadores más potentes del mundo, Cray figura por primera vez en quinto lugar con un equipo instalado en el Centro Nacional de Supercomputación Suizo. En sexto lugar se encuentra otro superordenador suyo ubicado en el Laboratorio Nacional de Los Álamos, en Estados Unidos. En noveno lugar se encuentra el ordenador situado en el citado Laboratorio Nacional Oak Ridge.

 

 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 1 comentarios