Tendencias | Noticias | 26 JUN 2020

El CEO, de la mano de la tecnología, clave en el nuevo entorno empresarial

Una encuesta realizada por Vanson Bourne para VMware señala que los directivos españoles ven en el conocimiento de las tecnologías digitales una característica necesaria en los CEO.
ejecutivos, directivos, trabajo
Créditos: Headway (Unsplash).
Carlos Palao

Cuando se trata de prosperar en el mundo empresarial, los puestos de liderazgo deberían estar ocupados por personas con experiencia en el ámbito de la tecnología, como el desarrollo de aplicaciones o software. Así lo afirman cuatro de cada cinco (82%) líderes empresariales de España, un 11% más que el promedio de EMEA y el segundo porcentaje más alto después de Rusia.

Un estudio llevado a cabo por Vanson Bourne para VMware revela que elevar a los miembros del equipo de tecnología a roles de liderazgo genera un mayor valor para toda la organización. De esa encuesta elaborada a más de 600 empresas de diferentes sectores, países y con, al menos, 2.500 empleados, la mitad (50%) de los directivos encuestados destacan la mejora de la eficiencia en toda la organización, el 58% reconoce un mayor rendimiento empresarial (esto es un 16% más que la media de EMEA), el 48% un mayor potencial de innovación y un 40% cree que mejora las experiencias de los clientes.

Señala María José Talavera, directora general de VMware Iberia, que “los grandes directivos piensan más que el perfil tecnológico debe estar en los comités de dirección, incluso los CEO deben tener background tecnológico”. Es decir, ya no se trata únicamente de la habitual opinión de que los CIO deben entrar en los comités de dirección, sino de que sea el propio CEO el que tenga conocimientos digitales.

Estos datos se sitúan en un contexto en el que la transformación digital ha sido un factor fundamental para la continuidad del negocio y, por ende, la supervivencia de muchas empresas. “No estamos en post COVID hasta que no haya vacuna, la cual no se espera hasta finales de 2021, en el mejor de los casos”, señala Talavera, y argumenta: “todo esto afecta al proceso de globalización. Para que esta no se detenga, es importante impulsar la digitalización”.

 Durante la pandemia, las empresas españolas destacan los beneficios de las aplicaciones modernas, por ejemplo, para mejorar su rendimiento y resiliencia. Un 62% de los encuestados destacaron el papel de las aplicaciones para permitir a los empleados trabajar a distancia, y dos de cada cinco (45%) se refirió a su capacidad para impulsar continuamente las actualizaciones en respuesta al panorama cambiante, así como habilitar un tiempo de actividad fiable.

Y es que las empresas, al fin y al cabo, buscan el beneficio o, dicho de otro modo, la reducción de costes. “La mejor manera de ampliar la rentabilidad es simplificar costes y es la tecnología quien lo permite. Para aumentar ingresos, es necesario tratar mejor a los clientes, es decir, conseguir una mejor experiencia de usuario. Para ello, hace falta innovación. La experiencia de usuario está fuertemente relacionada con cómo los clientes interactúan con las empresas”, señala Talavera. Eso sí: “La seguridad es mucho más importante que nunca. En el momento que empezamos a teltrabajar, ampliamos mucho la superficie de ataque".

"La digitalización debe ser un eje troncal del país"

El poder teletrabajar ha sido vital durante el confinamiento, pues ha hecho posible una decente experiencia de usuario. Sin embargo, no se espera que el teletrabajo desaparezca cuando se vuelva a la normalidad: “Espero que, cuando todo haya pasado, esta modalidad sea la normal. Hemos roto esa idea antigua de que en casa no se trabaja. Un año y medio –hasta que llegue la vacuna– es más que suficiente para que se asiente en la mente de todos. Hemos puesto parches, pero toca decir: ‘esto no lo hago por COVID, esto no va a volver atrás’ ”, señala Talavera. 

Además cree que “le vendrá muy bien a España”, que tendrá efectos positivos como la reducción de la contaminación, mayor conciliación laboral y personal, menor concentración en las grandes ciudades... Incluso, un cambio cultural en las empresas en el que el talento aflorará.

“Si podemos remotizar, conseguiríamos muchas cosas que están muy relacionadas. La digitalización debe ser un eje troncal del país no solo para ser competitivos, sino para salir adelante”.  

Un marco de tres etapas

También habló Moisés Navarro, principal business solutions strategist de VMware Iberia, para explicar el plan que ponen en marcha desde de VMware para combatir la actual situación sanitaria y defender las empresas. Este plan consiste en tres etapas. La primera es la respuesta, movilizar la fuerza de trabajo hacia sitios seguros, a los domicilios. Es decir, teletrabajar.

El segundo precepto es la adaptación: “que esa remotización no dé marcha atrás, implantar un modelo renovado y eficiente, que la gente sea productiva desde su casa”. Se ha remotizado y, en esta fase, toca ser productivos. “La seguridad es clave, ha habido un crecimiento en ataques de un 6% y más del 90% de encuestados han sufrido una intrusión”, señala Navarro.

Por último, la aceleración: “Lo hemos pasado mal, pero toca tomar control y salir lo mejor parados”. La encuesta señala que un 88% de los participantes afirma que una transformación de aplicaciones que genere mejor experiencia de usuario generará ingresos. Navarro resalta un dato: el elemento más importante en las estrategias es la adopción de cloud”. La infraestructura para dar respuesta a necesidades repentinas mediante gestión de aplicaciones, control de su ciclo de vida, etc. es la base de este pilar.



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios