Tendencias | Noticias | 11 ABR 2019

Así han digitalizado el trabajo de sus empleados grandes empresas en España

El concepto de 'puesto de trabajo digital' se expande en el tejido empresarial español. Muchas compañías ya han superado estos proyectos con éxito. ¿La clave? Poner el foco en las personas. Así lo desvelaron en el evento 'Workplace Transformation' directivos de Coca-Cola European Partners, Bosch, Leroy Merlin y Athletic Club de Bilbao.
evento workplace transformacion 2019
Esther Macías

Con el fin de conocer la transformación digital del puesto de trabajo desde un punto de vista eminentemente práctico, el evento Workplace Transformation, organizado por IDG Research, con la colaboración de Dropbox Business, Capgemini, Logitech, Citrix, Liferay y Uniway y la participación especial de IE University, acogió las experiencias de compañías como Coca-Cola European PartnersBosch, Leroy Merlin y Athletic Club de Bilbao, cuyos responsables explicaron los pormenores de su salto hacia el llamado 'digital workplace'.

El cambio cultural de 180 grados de Coca-Cola European Partners

Hasta 2013, en Iberia existían varias embotelladoras de los productos de la empresa Coca-Cola en España y Portugal. Estos negocios (ocho), eminentemente familiares y cercanos, optaron por unirse en un solo grupo bajo el nombre de Coca-Cola Iberian Partners, tras firmar un acuerdo con The Coca-Cola Company para el uso de la marca. Tres años después Coca-Cola Iberian Partners se uniría a Coca-Cola Enterprises y Coca-Cola Erfrischungsgetränke para convertirse en el embotellador de The Coca-Cola Company para Europa Occidental y el mayor del mundo por ingresos. El grupo cuenta con más de 50 plantas de embotellado, 25.000 empleados y 300 millones de consumidores en 13 mercados.

David Marimón, CIO de Coca-Cola European Partners Iberia.

Solo conociendo esta historia se entiende el “cambio cultural de 180 grados” que David Marimón, CIO de Coca-Cola European Partners Iberia, detalló en el encuentro Workplace Transformation 2019. “En pocos años hemos pasado de ser varias empresas muy familiares a una enorme multinacional con todo lo que conlleva. Mientras hace no tantos años el workplace era muy cercano y el móvil y el portátil eran las herramientas más innovadoras que teníamos ahora todo ha cambiado. Las relaciones laborales se han convertido en virtuales, la transversalidad de los proyectos es multipaís y en el puesto de trabajo, que tiene una relevancia indiscutible, prima el uso de la tecnología”.

En el proceso de digitalización que decidió acometer el grupo hubo que “redefinir los procesos y empezar a trabajar en ‘modo incubadora’ para impulsar la innovación”, según Marimón. El actual puesto de trabajo que impera en la compañía destaca por la apuesta por elementos como el cambio cultural (“ahora el empleado es autosuficiente y dispone de información desde cualquier sitio”), la conciliación (gracias a la flexibilidad horaria), la existencia de empleados más exigentes (“al estar más informados”) y también más comprometidos (“son los mejores embajadores de la marca y están más motivados y son más productivos”), la forma de relacionarse entre los trabajadores ha eliminado la distancia y el tiempo y, en general, todos tienen mejores experiencias laborales.

 

Bosch afronta el reto de centrar el foco en el cliente

Bosch es un ejemplo de una empresa industrial muy tradicional que se está reinventando al calor de la digitalización, según explicó Juan Antonio Relaño, director de sistemas de información de la compañía en España. Tras precisar que ésta no solo fabrica electrodomésticos (el 60% de los ingresos del grupo provienen del desarrollo de componentes de automoción, además de contar con sistemas de aire acondicionado, calefacciones y un largo elenco de productos) Relaño desveló que el gran reto es poner el foco en el cliente. “Nunca hemos sido customer focus porque trabajábamos con distribuidores, pero ahora todo ha cambiado y tenemos que pensar en el consumidor. También tenemos que transformar el estilo de trabajo y, para ello, nos apoyamos en la tecnología”.

Juan Antonio Relaño, director de sistemas de información de la compañía en España.

Hay tres proyectos destacados que la compañía está acometiendo: “Crear condiciones inspiradoras para los empleados, para lo que hemos renovado nuestras oficinas; brindar una herramienta de TI para impulsar una nueva generación de workplace; y cambiar la cultura, algo que no es nada fácil”, afirmó el CIO.

Respecto a la modernización tecnológica del workplace, Relaño indicó que empezaron la nueva estrategia en 2015. “Está basada en el uso de tecnología Microsoft y Skype. Trasladamos al entorno móvil lo que teníamos en el desktop. Desde mediados de 2017 empezamos a usar Office 365. También abordamos la encriptación del móvil y el rediseño de la intranet”.

Ahora la gran apuesta de la empresa es Bosch Next, una plataforma para integrar soluciones de IoT. “Ahora estamos enfrascados en el nuevo desktop de los desarrollos de internet de las cosas. Hasta ahora Bosch solo producía hardware, sensores por ejemplo, pero ahora también queremos vender software y servicios asociados”. Desde 2018 también mantienen proyectos de innovación abierta con startups, otras empresas y universidades. “Para que a los clientes les guste lo que haga una empresa es fundamental que sus empleados también lo amen”, concluyó.

 

Leroy Merlin integra la tecnología como hábito de trabajo

Gloria Alonso, responsable de comunicación interna de Leroy Merlin en España, reconocía en su charla que transformar el puesto de trabajo ha ayudado a la propia evolución de la compañía. En una empresa que tiene más de 13.500 colaboradores –como llaman internamente a los empleados, subrayando la “fuerte cultura de compartir”– hace no tanto trabajaban por silos. “Cada tienda e incluso cada departamento funcionaban de forma aislada. A los empleados les faltaba información; de hecho, solo unos pocos tenían correo electrónico”.

Los pasos hacia la digitalización fueron claros: “Primero habilitamos email a todos los empleados. Luego creamos una intranet (Liferay) hecha por y para las personas, que fuera un reflejo de nuestras tiendas. Así, solventamos el acceso restringido a la información; incluso creamos un sistema de streaming”, explicó Alonso.

Gloria Alonso, responsable de comunicación interna de Leroy Merlin en España.

En una segunda etapa la compañía abordó un acceso a la información completamente abierto mediante la implantación de una red social corporativa. Aunque en un principio el equipo de Leroy Merlin era escéptico respecto a la utilización que harían los empleados de la red social corporativa, la realidad es que el proyecto ha sido un éxito: “El 99% de la gente está en ella, el 90% contribuye y el 65% crea contenido”. La clave es, para Alonso, “que cada colaborador se apropie de la tecnología como hábito de trabajo”. Además, la empresa llevó la movilidad a las tiendas para que los empleados pudieran acceder a toda la información desde la palma de la mano.

En la actualidad, Leroy Merlin cuenta con una multitud de aplicaciones que deben conocer todos los empleados. “Ahora tenemos un modelo de trabajo que nos gusta –reconoció Alonso–, un digital workplace. Pero debemos mejorar la experiencia de usuario al acceder a las herramientas y que ésta sea más personalizada. Es preciso eliminar el ruido”.

 

Athletic Club de Bilbao busca generar nuevos ingresos de mano de la tecnología

“Esto no va de fútbol, va de negocio, de generar nuevos modelos de facturación”. Así abría su presentación Carlos Ortiz, CIO del Athletic Club de Bilbao, recalcando dos ideas: “El fútbol tiene y mueve mucho dinero y ahora experimenta una gran necesidad de implantar soluciones tecnológicas”. Soluciones que van encaminadas a la transformación digital con el objetivo último de mejorar el rendimiento de los equipos y ampliar las líneas de ingresos.

Ortiz repasó la historia tecnológica del club de fútbol desde que lanzó su primera web en 1998, pasando por la apertura de la tienda online (2003), la realización del primer streaming (2008), las primeras operaciones de los socios en la web (2009), la entrada del equipo en las redes sociales (2011), el arranque de las obras del nuevo estadio de San Mamés (2013) y su inauguración (2014) y las posteriores renovaciones de la web y la tienda online.

Carlos Ortiz, CIO del Athletic Club de Bilbao.

Las prioridades tecnológicas del equipo este año son, fundamentalmente big data y analítica, internet de las cosas, cloud, movilidad, social media, aplicaciones empresariales y comunicaciones unificadas. “Especialmente importantes para los equipos son las herramientas tecnológicas que ayudan a la captación de personal, y no solo personal deportivo: ahora los equipos fichan a científicos de datos como si fueran estrellas de fútbol”.

En este sentido, Ortiz destacó cómo cada vez son más importantes los datos para el mundo del deporte y del fútbol en particular para analizar las jugadas, los fichajes… La tecnología también es esencial para cubrir las necesidades del área de gestión y la deportiva. “En el mundo de la medicina cada vez se lanzan más herramientas para monitorizar la salud de los jugadores”, añadió, concluyendo: “En el fútbol no se deja nada para la improvisación”.

 

Las personas son los baluartes de la transformación digital

Xavi Escalés es un referente en la gestión y liderazgo de equipos. Este profesor del IE y creador de la consultora #AlwaysPeopleFirst cuenta con más de 15 años de experiencia en posiciones de responsabilidad en multinacionales como Panasonic, Accor Hotels, LifeFitness o Asics, compañía de la que fue responsable para Iberia durante más de 10 años.

Xavi Escalés, profesor del IE. 

El experto centró la clausura del encuentro en un mensaje: “Las personas seguimos siendo lo más importante que tienen las empresas para mejorar su cuenta de resultados. De ahí que sea necesario crear vínculos con éstas si queremos triunfar en la transformación digital”. Personas que siguen siendo imprescindibles pues, como revelaba recientemente un informe de Mckenzie solo el 5% de los empleos de todo el mundo pueden automatizarse por completo.

El entorno al que vamos, añadió, “no solo supone crear oficinas chulas. Nunca hay que olvidarse de las personas”. Impulsar su felicidad en la empresa es clave y el principal componente para ésta es, curiosamente, dormir más. “Grandes organizaciones como Google, la NASA o Samsung están promoviendo siestas cortas para que los empleados sean más felices y productivos”, contó. En el futuro, concluyó, “veremos una revolución de la cultura de las compañías”.




 



Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios