Actualidad
Empresa

OpenAI se cuela en el Olimpo de Silicon Valley tras registrar 2.000 millones de facturación

La compañía que capitanea Sam Altman se consolida como una de las organizaciones de más rápido crecimiento tras lograr el hito de los 2.000 millones de dólares en diciembre de 2023 según The Financial Times.

OpenAI ChatGPT
Foto de Levart_Photographer (Unsplash).

OpenAI, la organización detrás del popular ChatGPT, se anota un nuevo logro en su trayectoria. Y es que la compañía que capitanea Sam Altman ha superado la barrera de los 2.000 millones de dólares de facturación en diciembre del pasado año 2023. De esta forma, la startup con sede en San Francisco se cuela en el Olimpo de Silicon Valley al consolidarse como una de las empresas de más rápido crecimiento. Hasta la fecha, solo un reducido grupo de compañías habría logrado este hito en los diez primeros años desde su fundación; entre ellas nombres propios como Meta o Google. Así lo ha avanzado The Financial Times

OpenAI, presentada en sociedad como una organización sin ánimo de lucro centrada en la investigación de la inteligencia artificial (IA) allá por el 2015, cuenta desde el 2020 con una división comercial que no deja de crecer. De hecho, según The Information, en octubre de 2023 sus ingresos anualizados habrían alcanzado un techo de 1.300 millones de dólares, una cifra que no ha dejado de engordar. Con vistas al 2025, la firma vaticina que puede duplicar esos números gracias al gran interés despertado en otras organizaciones por implementar su tecnología de IA en sus negocios. 

Estos datos evidencian que la crisis sufrida tras la salida de su CEO Sam Altman no ha causado verdaderos estragos, pues los números no hacen sino que aumentar. No obstante cabe reconocer que gran parte del éxito de OpenAI recae sobre los hombros de Microsoft. La alianza entre la startup y los de Satya Nadella ha proporcionado a la compañía el respaldo financiero necesario para posicionarse como líder en la carrera por la IA.  

A pesar del fuerte crecimiento de los ingresos, OpenAI seguiría aún generando pérdidas debido a los enormes costes de construcción y ejecución de sus modelos. En este sentido se espera que el gasto continúe superando el crecimiento de los ingresos a medida que se desarrollen modelos más sofisticados, por lo que es probable que la empresa necesite levantar más fondos para poder cubrir  dichos costes. “Los gastos de formación son enormes, pero eso es intencionado", aseguraba Altman a The Financial Times el pasado mes de noviembre. 



TE PUEDE INTERESAR...

Contenido Patrocinado

Forma parte de nuestra comunidad

 

¿Te interesan nuestras conferencias?

 

Webinars

 
Cobertura de nuestros encuentros
 
 
 
 
Lee aquí nuestra revista de canal

DealerWorld Digital